15 de diciembre de 2019
  • Sábado, 14 de Diciembre
  • 14 de noviembre de 2019

    Atresmedia y Mediaset no prevén optar a los derechos de la Supercopa de España que se disputará en Arabia Saudí

    MADRID, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

    Atresmedia y Mediaset España no tienen previsto pujar por los derechos de emisión de la Supercopa de España de fútbol que se disputará en Yeda (Arabia Saudí) a principios de enero de 2020 con la participación de cuatro equipos, Barcelona, Real Madrid, Valencia y Atlético de Madrid.

    Así lo han confirmado fuentes de ambos grupos de comunicación, consultadas por Europa Press, después de que RTVE confirmara este miércoles que no pugnará por los derechos audiovisuales de la competición por razones humanitarias ante las denuncias de incumplimiento de los derechos humanos en el país asiático y por razones económicas.

    La decisión, según explicaron fuentes de la Corporación pública, se basa en la coherencia teniendo en cuenta que RTVE apuesta por el deporte femenino y Arabia Saudí es un país que no respeta los derechos humanos y en concreto los de las mujeres. "Si en RTVE apostamos por el deporte femenino, ¿qué hacemos en un país donde las mujeres son encarceladas por defender sus derechos?", indicaron a Europa Press las fuentes consultadas.

    La gran preocupación por la organización del torneo en el país árabe continúa siendo el respeto a los derechos de la mujer. A este respecto, el presidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), Luis Rubiales, ha insistido en varias ocasiones en que la decisión de organizar la Supercopa de España en Arabia Saudí es una medida ideal para que "las mujeres acaben teniendo los mismos derechos que los hombres".

    "Teníamos el reto de ayudar a que los niños y las niñas de Arabia Saudí pudieran mejorar por medio del deporte", puntualizó. "Creemos en el fútbol como herramienta social y de cambio y aceptamos el reto de transformación que hay en Arabia Saudí con una Supercopa que sin duda va a ser la más emocionante de la historia", subrayó cuando se conoció la sede.

    Tras conocerse la decisión de disputar la Supercopa de España en Arabia Saudí, organismos como Amnistía Internacional recordaron a la RFEF "el historial de vulneraciones de derechos humanos" que acumula el país árabe y que incluyen "el uso extendido de la pena de muerte o de la tortura y otros malos tratos a personas detenidas", así como "la discriminación que sufren las mujeres o las restricciones de la libertad de expresión".

    "No queríamos dar la espalda a la gente de Arabia y vamos a colaborar con el fútbol saudí para servir de herramienta de cambio social y se van a beneficiar hombres y mujeres", defendió Rubiales, lamentando que "algunas opiniones" sean "creadas".