17 de octubre de 2019
  • Miércoles, 16 de Octubre
  • 14 de marzo de 2009

    Baleares abre un expediente sancionador a Gesa por aumentar de forma abusiva los precios de la luz

    PALMA DE MALLORCA, 14 Mar. (EUROPA PRESS) -

    La Dirección General de Consumo de la Conselleria de Salud y Consumo de Baleares ha abierto un expediente sancionador a Endesa Distribución Eléctrica ante la "imposición injustificada" de cantidades mínimas en la factura de la luz y por haber incrementado de forma "abusiva" los precios, lo que supone el incumplimiento del artículo 48 del Estatuto de los Consumidores y Usuarios de Baleares.

    Así lo anunció hoy en rueda de prensa el director general Diego González, quien indicó que en estos momentos se está estudiando la sanción que se impondrá, dependiendo de si se trata de una falta grave o muy grave, aunque en cualquier caso oscilará entre los 30.000 y los 600.000 euros. También especificó que unos 550.000 clientes con que tienen contratada una tarifa de hasta 10 kilowatios se han visto afectados por estas subidas.

    Al mismo tiempo, expresó su apoyo al ministro de Sanidad y Consumo, Bernat Soria, sobre sus declaraciones en torno a la necesidad de proteger a los consumidores "para que sea más clara la forma de facturar, mejorar la información y que la factura no sea un absoluto galimatías". "El consumidor debe tener una información clara y no tiene que estar obligado a hacer un curso específico de descifrar facturas", manifestó al respecto.

    El director general recordó que su departamento ya inició un expediente informativo a Gesa derivado de la aplicación de la nueva tarifa eléctrica desde el pasado 1 de enero, acompañada del nuevo sistema de lectura bimestral y facturación mensual.

    En concreto, pidió datos de la nueva facturación, que contiene consumos de diciembre de 2008 a tarifa de 2009, y penalizaciones por exceso de consumo durante el mes de diciembre, cuestiones que, aseveró, no han sido aclaradas de forma suficiente en el escrito presentado por la compañía eléctrica el pasado 19 de febrero.

    En este escrito, señaló, Gesa niega haber facturado consumos de 2008 a tarifa de 2009 y haber aplicado las penalizaciones por exceso de consumo durante los meses de noviembre y diciembre a tarifa de enero de 2009. Sin embargo, explicó que, al haber realizado lecturas estimadas bajistas a la mayoría de los abonados a finales de diciembre de 2008, parte del consumo realizado los dos últimos meses de 2008 se ha desplazado a la lectura de enero y, por lo tanto, con los nuevos precios de 2009, más elevados que a fecha de diciembre de 2008.

    DEVOLUCIÓN DE LAS CANTIDADES FACTURADAS

    González recordó que la Dirección General de Consumo convocó una mesa de mediación entre la compañía y el Govern después de que las asociaciones de consumidores reclamaran la refacturación y la devolución de las cantidades facturadas de forma indebida, pese a que no se logró alcanzar ningún acuerdo, ya que Gesa se negó a refacturar de forma voluntaria, lo que provocó que la Administración le obligase a hacerlo mediante una resolución.

    Precisamente, así lo hizo la Dirección General de Industria el pasado 24 de febrero, cuando aprobó la resolución que obligó a la empresa a refacturar todos los suministros de energía eléctrica de las islas con tarifa social o doméstica hasta los 10 kilowatios de potencia contratada, correspondientes a la transición de las tarifas entre diciembre de 2008 y enero de 2009.

    De este modo, González justificó la apertura del expediente tras constatar que Gesa "ha facturado y cobrado presuntamente cantidades indebidas en buena parte de las facturas de enero de 2009 a sus abonados", y tras confirmar que la empresa "no ha querido enmendar de forma voluntaria una situación que perjudica a los legítimos intereses de los consumidores".