25 de noviembre de 2020
27 de diciembre de 2006

Confapa rechaza el uso musulmán de la Mezquita de Córdoba y lo compara con orar a Minerva en iglesias de herencia romana

Dice que la petición de la Junta Islámica responde a la "apuesta clarísima por parte de algunos sultanes de recuperar Al-Andalus"

SEVILLA, 27 Dic. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Confederación Andaluza de Asociaciones de Padres de Alumnos Católicos (Confapa), Juan María del Pino, rechazó hoy que se permita a los musulmanes españoles o a cualquier otra confesión que no sea la católica celebrar ritos o actos de culto público en la Mezquita-Catedral de Córdoba y comparó esta petición de la Junta Islámica de España con que "en una iglesia cristiana, levantada sobre un antiguo templo romano, se pretenda adorar a Minerva, Marte o Juno".

En declaraciones a Europa Press, Del Pino señaló que "las iglesias católicas son sitios abiertos al culto que no piden ningún tipo de documento a las personas que acceden para recogerse en oración". "Me gustaría que a la inversa pasara igual porque, salvo en Turquía, en el resto de países musulmanes --según dijo-- la entrada a las mezquitas está vedada a los infieles".

A su juicio, esta petición responde a la "apuesta clarísima por parte de algunos sultanes árabes de recuperar la falsa idea de Al-Andalus, con la financian de nuevas mezquitas y colegios islámicos".

Por ello, el presidente de Confapa rechazó esta pretensión, "al igual que me opondría a cualquier rito de otra religión como un acto público, porque quien quiera entrar a recogerse, puede hacerlo, pero celebrar el culto musulmán no me parece lógico".

En este sentido, recordó que "todos las iglesias cristianas históricas se levantan sobre mezquitas, templos visigodos o romanos", por lo argumentó que "a mí no se me ocurriría ponerme una toga romana e irme a una catedral o una iglesia a adorar a Juno, a Marte o a Minerva, aunque esté sobre un antiguo templo romano".

Además, recordó que "una de las cosas que caracteriza a cada religión es que sus templos están dedicados al culto a la fe que cada una de ellas profesa". "Yo no puedo celebrar una misa en la gran mezquita de Marrakech ni un funeral católico en un templo sintoísta de Japón", concluyó.

La Junta Islámica de España, que preside el cordobés Mansur Escudero, ha propuesto por carta al Papa, Benedicto XVI, la creación de un "espacio ecuménico" en la Mezquita-Catedral de Córdoba, templo que está consagrado al culto cristiano pero en el que los musulmanes españoles quieren que se les permita orar, al igual a que a los miembros de otras confesiones.