7 de agosto de 2020
19 de mayo de 2010

La ganadería de Alfonso Guardiola participa en la clonación del primer toro bravo

A ella pertenecía el padre del primer clon y en ella nacerá en agosto otro tercero clónico

MADRID, 19 May. (EUROPA PRESS) -

La ganadería de Alfonso Guardiola ha participado en la clonación del primero toro bravo, pues a su finca de Cádiz pertenecía el toro del que se extrajeron las células que han dado lugar al primer becerro clónico, que fue presentado hoy en Frómista (Palencia), y en ella nacerá, a mediados de agosto, otro ternero también clónico.

La investigación para clonar el primer toro bravo ha sido dirigida por el jefe del Animalario del Centro de Investigaciones Príncipe Felipe de Castellón, Vicente Torrent, y dio su fruto el pasado martes, con el nacimiento de 'Got', que fue presentado esta mañana.

El proceso de investigación arrancó extrayendo un pequeño trozo de tejido del toro de la ganadería Guardiola 'Vasito', ya fallecido. De él se extrajo una célula y de ella, el núcleo que contiene la información genética.

Por otro lado, se extrajeron óvulos de vaca de matadero, en los que se insertó el núcleo de la célula de 'Vasito'. La reproducción de la propia célula dio lugar a la formación de embriones que, después, se introdujeron en vacas frisonas de la ganadería de Javier Azpeleta, en Melgar de Yuso (Palencia).

Su gestación dio lugar al reciente nacimiento del primer toro clónico y se espera que el segundo nazca en las próximas horas, también fruto del vientre de alquiler de una vaca lechera.

Meses después, el experimento se realizó también en la propia ganadería en Cádiz, pero en este caso el embrión fue implantado en una vaca brava, de la que a mediados del mes de agosto nacerá un tercer clon de 'Vasito'.

Sin querer entrar a valorar el avance desde el punto de vista taurino, Torrent señaló que este animal "tendrá todos los elementos para ser toro de lidia", mientras que 'Got' será utilizado como semental al haber nacido en un entorno de mansedumbre.

EL LINCE IBÉRICO

Torrent explicó hoy que en el origen de este proyecto científico, que contó con apenas 28.000 euros de presupuesto, está el objetivo de restacar el potencial científico de animales en peligro de extinción para evitar su desaparición. De hecho, el programa comenzó con la intención de clonar ejemplares de lince ibérico, aunque las dificultades técnicas hicieron que se desviara hacia el toro bravo.

En cualquier caso, el responsable de la investigación abogó por crear un banco de tejidos "al que se pueda acudir en cualquier momento" y aseguró que el equipo va a retomar el proyecto que empezó con el lince ibérico.