1 de abril de 2020
19 de septiembre de 2008

Interior ordena regresar al vuelo retenido durante horas en un aeropuerto de Gambia con 101 irregulares

MADRID, 19 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Ministerio del Interior ha ordenado a los policías españoles que permanecían encerrados junto a un centenar de inmigrantes irregulares en un avión en la pista de Banjul, capital de Gambia, regresar a España ante la imposibilidad de efectuar la repatriación.

Fuentes del Ministerio del Interior aseguraron a Europa Press que los 101 ciudadanos gambianos habían sido previamente reconocidos por autoridades de ese país desplazadas a Canarias y que tanto el Ministerio de Asuntos Exteriores gambiano como su dirección general de Inmigración habían firmado la repatriación.

Ante el fracaso de las gestiones realizadas por los Ministerios del Interior y Asuntos Exteriores españoles con el Gobierno gambiano, se ha ordenado que el avión de Air Europa vuelva de inmediato a España. Las autoridades del aeropuerto habían comunicado a la tripulación de Air Europa pasadas las ocho de la tarde de que a las nueve y media ----en ambos casos, hora española-- se cerraría el tráfico de la pista y ya no podrían despegar, informaron a Europa Press fuentes policiales.

España mantiene acuerdos de cooperación con Gambia en materia de lucha contra la inmigración ilegal y de repatriaciones desde 2005. Estos acuerdos incluyen la entrega de medios materiales por parte de España a las fuerzas de seguridad del país africano. Fuentes españolas de la lucha contra la inmigración ilegal señalaron a Europa Press que estaba próxima la entrega de nuevo material a Gambia y que el suceso de hoy podría poner en peligro dicha concesión.

Las mismas fuentes, trasladaron su preocupación por que una gran parte de los 101 inmigrantes ilegales gambianos ya no puedan ser repatriados en un vuelo posterior al estar próximo el plazo máximo de 40 días que establece la legislación española para realizar los trámites de regreso al partir del momento en el que son detenidos en territorio español.

PROBLEMAS CON LA DOCUMENTACIÓN Un total de 117 agentes del Cuerpo Nacional de Policía permanecían junto a 101 inmigrantes irregulares encerrados en un avión en la pista del aeropuerto de Banjul, capital de Gambia, desde las tres de la tarde hora española, a la espera de que las autoridades del país admitieran al grupo de ilegales sobre el que previamente ya se había pactado su devolución.

Tras el aterrizaje del avión de Air Europa que transportaba a policías y custodiados, los agentes del país africano se negaron al desembarco de estos últimos, alegando que en la documentación presentada por los policías españoles faltaba la firma de un alto responsable del Gobierno gambiano, argumento que causó sorpresa entre los agentes españoles.

A continuación, los policías gambianos procedieron a retirar la escalerilla de acceso al avión y cerraron las puertas del aparato de Air Europa que había trasladado al contingente. El avión había despegado a las seis de la mañana del aeropuerto de Madrid-Barajas, con destino a Fuerteventura, donde los policías recogieron a los inmigrantes ilegales con la intención de devolverlos a Gambia.

Tras más de cinco horas en el interior del avión, empieza a escasear el agua y los alimentos con los que se había cargado el avión para lo que estaba previsto que fuera un rápido viaje de ida y vuelta.