15 de octubre de 2019
  • Lunes, 14 de Octubre
  • 10 de septiembre de 2018

    El Papa Francisco sorprende con una llamada de teléfono a 800 seminaristas del Camino Neocatecumenal

    MADRID, 10 Sep. (EUROPA PRESS) -

    El Papa Francisco sorprendió el pasado sábado 8 de septiembre a 800 seminaristas del Camino Neocatecumenal al llamar por teléfono al iniciador y responsable internacional del Camino, Kiko Argüello, para invitarles a mirar "siempre al Señor".

    La llamada del Pontífice se produjo cuando se encontraban en una convivencia en la localidad italiana de Porto San Giorgio, según ha informado el movimiento en un comunicado.

    Desde el otro lado de la línea telefónica, el Santo Padre dedicó un saludo a los presentes, momento en el que Argüello le manifestó el afecto y el apoyo del Camino Neocatecumenal en estos momentos.

    "¡Mirad siempre al Señor! ¡Adelante ¡Adelante!", dijo a su vez el Papa Francisco cuando Kiko le pidió unas palabras para los allí reunidos.

    Como toda la asamblea permanecía en silencio esperando que el Papa continuase, fue el mismo Pontífice el que añadió: "¿Han entendido?", a lo que todos respondieron con un sonoro "¡sí!" seguido de un caluroso y prolongado aplauso. El Papa Francisco ofreció a continuación su bendición a todos los presentes.

    El Camino Neocatecumenal cuenta desde este curso con 122 seminarios Redemptoris Mater en todo el mundo después de que se hayan erigido dos más este curso en Colombia y la República Dominicana.

    Los 200 nuevos seminaristas reunidos en esta convivencia han realizado un proceso de discernimiento y ahora comenzarán su formación en estos seminarios diocesanos y misioneros.

    En la convivencia vocacional han participado también 11 obispos, alguno de los cuales ha erigido un seminario Redemptoris Mater en su diócesis. También asistieron los formadores de los mismos.

    La convivencia concluyó el domingo 9 de septiembre con una eucaristía en la que Kiko invitó a los seminaristas "a hablar correctamente, es decir, a proclamar el Kerigma, que es lo que verdaderamente sana a las personas" y a leer cada día la Palabra de Dios.

    Por su parte el padre Mario Pezzi ha invitado en la homilía a los jóvenes a no preocuparse por el futuro, a no tener miedo y a dejarse conducir por Jesucristo.