31 de marzo de 2020
24 de marzo de 2014

El viento fuerte y las precipitaciones, de nieve sobre 800 metros, afectarán a España hasta la próxima semana

El viento fuerte y las precipitaciones, de nieve sobre 800 metros, afectarán a España hasta la próxima semana
ELOY ALONSO / REUTERS

MADRID, 24 Mar. (EUROPA PRESS) -

El viento con rachas fuertes y las nevadas "importantes" a partir de los 800 o 900 metros de altura afectarán esta semana al conjunto del país, según ha informado a Europa Press la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) que prevé que la situación se mantenga hasta principios de la próxima semana.

Así, la portavoz de la AEMET, Ana Casals, ha explicado que este martes, el viento soplará en todo el país con rachas fuertes y nevará en sistemas montañosos en una cota que se situará en unos 1.100 metros al principio del día que bajará hasta los 700 o 900 metros a lo largo de la jornada.

En cuanto a las temperaturas ha indicado que bajarán de forma moderada el martes en Galicia, Cantábrico, alto Ebro, Pirineos, sistemas central e Ibérico y, nuevamente caerán el miércoles, donde la bajada será moderada en el este peninsular y Baleares. El jueves subirán ligeramente en el suroeste, cantábrico oriental, descenderán en Canarias y en el resto su mantendrán en valores similares.

Además, ha señalado que el viento con rachas fuertes o muy fuertes será de componente oeste y noroeste en la Península mientras que en Canarias soplará, también con rachas fuertes o muy fuertes, pero desde el noreste.

Sobre el miércoles, ha apuntado que la borrasca se desplazará hasta el Golfo de Génova, donde se fortalecerá y provocará precipitaciones "muy intensas y persistentes" en el norte y en el área cantábrica.

En concreto, la cota de nieve se situará en torno a los 800 o 900 metros y nevará en toda la zona cantábrica, Pirineos, pero también en la meseta norte y en ciudades como Burgos, Segovia, sistemas Central e Ibérico y en los montes de Andalucía oriental. Sobre los vientos, ha apuntado que empezarán a aflojar por la tarde aunque serán persistentes en el este.

Ante esta situación, Casals ha añadido que bajarán las temperaturas el martes y nuevamente el miércoles aunque no se esperan heladas generalizadas debido al viento.

El jueves el día será "más tranquilo" aunque seguirá lloviendo por el Cantábrico y Pirineos occidentales, donde será más intenso y tenderá a remitir a lo largo del día. En Baleares y el nordeste de Cataluña también podría haber chubascos acompañados de tormentas que también tenderán a remitir y en la mitad sur habrá cielos poco nubosos. Lo vientos soplarán fuertes al principio del día en el nordeste de Gerona, valle del Ebro, Alborán y Canarias.

SEGUIRÁN LAS PRECIPITACIONES LA PRÓXIMA SEMANA

De cara al próximo fin de semana, Casals ha indicado que el viernes llegará una nueva borrasca al Golfo de Cádiz y entrará a la Península por el suroeste. De este modo, ha precisado que comenzará a dejar precipitaciones con tormentas en el suroeste, que podrían ser moderadas y más probables e intensas cuanto más al suroeste.

Así, ha añadido que a medida que vaya transcurriendo el día la borrasca se irá desplazando en dirección noreste y podría afectar a otras zonas de la Península, excepto al nordeste y a Baleares, donde el viernes tendrán cielos poco nubosos. En Canarias, sin embargo, se prevén precipitaciones ya que la perturbación en el Golfo de Cádiz también les llegará.

En cuanto a las temperaturas, la portavoz prevé que asciendan en buena parte de la Península y el archipiélago balear y que desciendan en el canario, donde tendrán viento de noroeste, de carácter moderado a fuerte.

Respecto al sábado, ha explicado que hay incertidumbre puesto que en la mayor parte de la Península y Baleares se esperan cielos nubosos o muy nubosos, con precipitaciones que podrán ser localmente moderadas y que serán más probables e intensas en el interior de la mitad oriental peninsular, donde podrán ir acompañadas de tormentas. En Canarias habrá cielos nubosos en el norte con lluvias débiles.

La portavoz de la AEMET ha apuntado que se espera que la inestabilidad se mantenga entre el domingo y el miércoles, aunque el domingo volverá a girar a situación atlántica, lo que quiere decir que la inestabilidad se situará de nuevo en la vertiente atlántica y, ocasionalmente, en Baleares, donde habrá precipitaciones.

Estas lluvias serán más probables el domingo en el oeste de Galicia y en Cataluña y el resto de los días en el tercio occidental y en el litoral atlántico de Galicia y en el oeste del sistema central y en la parte atlántica de Andalucía, así como al norte de Canarias. Por el contrario las precipitaciones serán poco probables en el extremo sudeste peninsular.