19 de agosto de 2019
  • Domingo, 18 de Agosto
  • Sábado, 17 de Agosto
  • 20 de octubre de 2008

    Lluvias.- Càlig (Castellón) decretará hoy un día de luto por la muerte del bebé de 7 meses que residía en el municipio

    CASTELLÓN, 20 Oct. (EUROPA PRESS) -

    El municipio castellonense de Càlig decretará hoy, lunes, un día de luto por la muerte del bebé de siete meses, vecino de la localidad, que falleció el sábado al intentar huir junto a su madre y a sus dos hermanos de seis y ocho años de un barranco anegado por el agua, tras sufrir un accidente de tráfico en el camino que une las localidades de Càlig y Peñíscola.

    Así lo explicó en declaraciones a Europa Press el alcalde de Càlig, José Anglés, quien, nada más conocer la noticia, abandonó el XII Congreso del PPCV, que se celebra este fin de semana en Feria Valencia, para regresar al municipio y hablar con la familia del pequeño fallecido y ponerse a su disposición. Asimismo, está previsto que el delegado del Consell en Castellón, Ximo Borràs, se desplace también hasta Càlig para visitar a los familiares del menor.

    José Anglés, quien señaló que la familia reside en el municipio desde hace dos o tres años, destacó que la familia puede contar con él "para lo que sea". "Sé que no hay consuelo en un caso así, pero haremos todo lo que podamos", subrayó.

    El primer edil apuntó que los vecinos se están enterando ahora de la "desgracia" y auguró que para todos será "un golpe duro" por "lo dantesco que debió ser". "No sólo por la pérdida del niño, sino porque los cuatro --la madre y sus cuatro hijos-- estuvieron a punto de morir", manifestó.

    Anglés incidió en lo que "sufrió" la madre, a quien aseguró que conoció la pasada semana, puesto que "sacó a sus tres hijos y, cuando ya pensaba que había salido de ahí, dos le desaparecieron de la vista y al otro, el agua se lo arrebató de las manos".

    El siniestro se produjo alrededor de las 22.15 horas del sábado cuando un turismo en el que viajaban la madre, de 27 años, y sus tres hijos sufrió un accidente en el término municipal de Càlig. Tras el suceso, la mujer y los pequeños se vieron sorprendidos por el cauce de un barranco y, al intentar huir a pie, se vieron arrastrados por la fuerza del agua.

    Hasta el lugar de los hechos se desplazaron varias unidades del Parque de Bomberos del Baix Maestrat, en Benicarló, cuyos efectivos rescataron, en primer lugar, a los dos hijos mayores y, a continuación, a la madre. Los tres presentaban síntomas de hipotermia.

    Inmediatamente, se activó un dispositivo de búsqueda y rescate para localizar al menor de los niños, que fue encontrado varias horas más tarde, cuando bajó el nivel del agua, a unos 900 metros de distancia del punto de accidente.

    El alcalde de Càlig indicó que, durante este fin de semana, en el municipio se han registrado más de 100 litros de agua por metro cuadrado, "hacia tiempo que no se veía llover así", resaltó. Según puntualizó, la mayoría de esta cantidad da agua cayó en muy poco tiempo y, a continuación, en menos de una hora, bajó el nivel de agua más de un metro. "Fue entonces cuando encontraron al niño", aclaró.