25 de febrero de 2020
30 de octubre de 2019

Barcelona abre expediente sancionador a 30 tiendas de souvenirs del Park Güell y la Casa Vicens

Eloi Badia anula unas declaraciones a medios por "prudencia" por una denuncia de JxCat a la Junta Electoral

Barcelona abre expediente sancionador a 30 tiendas de souvenirs del Park Güell y la Casa Vicens
Plaça de la Natura del Park Güell de Barcelona - AYUNTAMIENTO DE BARCELONA - ARCHIVO

BARCELONA, 30 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Barcelona ha abierto 30 expedientes sancionadores a tiendas del entorno del Park Güell y de la Casa Vicens por incumplir la normativa que regula los comercios que venden souvenirs, ha informado el Gobierno municipal este miércoles en un comunicado.

Los servicios de inspección del distrito de Gràcia llevaron una campaña de información en las 55 tiendas afectadas por la normativa cerca del Park Güell y la Casa Vicens: 32 de ellos incumplían, y solo dos de ellos corrigieron las deficiencias detectadas en la primera visita.

El entorno del Park Güell comprende el ámbito de la avenida Vallcarca, paseo de la Mare de Déu del Coll y las calles Santuari y Portell, mientras que en el caso de la Casa Vicens afecta al entorno delimitado por las calles Gran de Gràcia, Riera de Cassoles y rambla del Prat.

ANULAN EL CONTACTO INFORMATIVO

El concejal del distrito de Gràcia, Eloi Badia, ha anulado unas declaraciones previstas con la prensa para explicar dichos trámites administrativos por "prudencia", después de que JxCat presentara una reclamación a la Junta Electoral de la Zona de Barcelona al entender que el concejal contravenía la normativa electoral.

Sin embargo, fuentes municipales han explicado a Europa Press que no ha llegado ningún requerimiento para suspender el contacto informativo: "No nos consta que se haya suspendido y se podría haber hecho. Pero hemos preferido no hacerlo por principio de prudencia", han añadido.

SANCIONES

El consistorio ha afirmado que este plan también afecta a los comercios que no destinen más de un 20% de su superficie a la venta de souvenirs, que tienen la obligación de agruparlos y diferenciarlos del resto, sin que sean visibles desde la vía pública.

La cantidad de las sanciones son: 500 euros por tener productos en el escaparate, no agrupados y ser visibles desde la vía pública; 3.000 euros por no disponer de licencia, y 6.000 euros por no tener licencia y no ser legalizable, aunque el Ayuntamiento ha dicho que la mayoría de los expedientes son por el primer supuesto.

La medida, que tiene como objetivo proteger el tejido comercial de los barrios, se enmarca dentro del Plan Estratégico del Park Güell, que prevé casi 200 actuaciones de mejora en los entornos del parque con un presupuesto de 24,9 millones de euros, con intervenciones urbanísticas, sociales y culturales.