28 de octubre de 2020
25 de septiembre de 2020

Unión Empresarial de Madrid celebra el 'Día de No Turismo' criticando la "nefasta gestión" de la crisis

Unión Empresarial de Madrid celebra el 'Día de No Turismo' criticando la "nefasta gestión" de la crisis
Pasajeros esperan en el Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid Barajas el mismo día en que empresarios de Madrid Foro Empresarial hayan planteado que se pongan a disposición de los viajeros que lleguen al país test rápidos en los aeropuertos españoles para que p - ÓSCAR CAÑAS - EUROPA PRESS - ARCHIVO

Ante la caída del 80% de los turistas en Madrid este año

MADRID, 25 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Unión Empresarial por la Promoción Turística de Madrid celebra este año el 'Día Mundial del No Turismo' criticando la "nefasta" gestión de la crisis del coronavirus y pidiendo un plan de rescate real para las empresas turísticas de la región.

Debido a la pandemia, este año no se podrá celebrar el Día Mundial del Turismo, fijado para este domingo, pero este colectivo empresarial ha querido celebrar "si es que puede usarse ese verbo, el Día del No Turismo' para "impulsar una reflexión social, política y mediática sobre la importancia de la actividad turística para la Comunidad de Madrid y cómo superar la gravísima crisis que está provocando el coronavirus en todas las pequeñas empresas y autónomos de este sector clave para la economía en toda España".

Según la encuesta de movimientos turísticos en frontera (Frontur) del Instituto Nacional de Estadística (INE), en julio de este año la región madrileña recibió 76.239 turistas internacionales, un 87,8 por ciento menos que en 2019, cuando llegaron casi 626.996. Solo 1,4 millones de turistas han visitado Madrid en los primeros siete meses de 2020, cuando de enero a julio del año pasado, llegaron 4.481.594 turistas extranjeros.

A nivel global y de acuerdo con lo anterior el sector turístico, prevé una caída de cerca del 80 por ciento del número de turistas para este 2020, tanto en la Comunidad de Madrid, como en todo el territorio español.

Es decir, de los 83,7 millones de viajeros internacionales que visitaron España en 2019, este año solo van a llegar 16,8 millones. En la Comunidad de Madrid, que recibió en 2019 un total de 7,6 millones de turistas extranjeros, en este año no van a llegar a 1,6 millones.

DIEZ CLAVES DE LA DESTRUCCIÓN TURÍSTICA

Teniendo en cuenta estas cifras y con motivo del 'Día Mundial del No Turismo, la Unión Empresarial por la promoción turística de Madrid, ha presentado las diez claves de la destrucción turísticas. A su juicio, tiene que ver con la "nefasta gestión de la crisis sanitaria y el fracaso en la planificación del trabajo de los rastreadores, que debían haber controlado los contagios y la expansión del coronavirus que ha sido letal para la imagen exterior de España".

También aluden a la "pésima gestión de la comunicación y el continuo alarmismo mediático, que han asustado a la población y desincentivado el interés por viajar. Y al "permanente clima de lucha política y partidista" en el actual contexto de una pandemia mundial que "genera una enorme preocupación e inseguridad en el futuro de los españoles y en la capacidad de gestión de los sucesivos gobiernos".

En este contexto, la patronal del turismo madrileño ha criticado la "inacción" de las comunidades autónomas, que son las que tienen competencias exclusivas en materia de turismo, "que pone de manifiesto su nula voluntad política y capacidad técnica en materia turística".

En política exterior, opinan el Gobierno de la Nación ha sido "incapaz" de evitar las cuarentenas que han señalado a España como un destino turístico peligroso. "El Ministerio de Turismo ha fracasado completamente en su intención de dinamizar el turismo nacional, y ni siquiera ha sido capaz de copiar modelos de éxito como el francés o el italiano, que han dado ayudas económicas directas a sus ciudadanos para dinamizar el turismo interno", señalan.

En sexto lugar, este colectivo empresarial ha lamentado "la falta de una política" capaz de transmitir confianza y garantizar el futuro de las pymes y los trabajadores.

Según explican en un comunicado, ello se ha puesto de manifiesto en su "incapacidad" para establecer un calendario de ampliación de los ERTEs, cuando solo faltan 5 días para su caducidad) a la altura del modelo alemán, que los ha situado ya en diciembre de 2021. "Ejemplo de desastrosa gestión política de la pandemia es la ruptura de negociaciones de la mesa de los ERTEs", ha indicado desde la entidad turítica, donde apoyan la postura de la CEOE para proteger a los casi 800.000 trabajadores que aún se encuentran en ellos.

Asimismo, el tema del IVA o los plazos de amortización de los créditos ICO, se van a convertir, a su juicio, en "la espada de Damocles del sector turístico próximamente".

En esta línea, la Unión Empresarial asegura que la "estigmatización" de la actividad del ocio y la hostelería han dañado la imagen y credibilidad de uno de los sectores fundamentales para el sector turístico, "ejemplo del estilo de vida mediterráneo y español".

Por eso, reprochan a las administraciones su "incapacidad" para diseñar y transmitir mensajes positivos y de concienciación dirigidos a la población, y particularmente, al colectivo juvenil, "que es el que ha protagonizado los principales rebrotes de la enfermedad".

El colectivo turístico madrileño también ha reprochado al Gobierno central los cambios "precipitados" en el organigrama del Ministerio de Turismo, "que han restado eficacia y capacidad de reacción en los momentos claves de la temporada de verano" y la "obsesión" del Ministerio de Consumo sobre las reclamaciones de los consumidores, "que han impedido la creación de los bonos turísticos que hubieran evitado la quiebra de numerosos operadores y principalmente en el sector de la cultura y los transportes turísticos".

Teniendo en cuenta todo lo anterior, la Unión Empresarial por la Promoción Turística de Madrid, ha trasladado al conjunto de actores sociales, y muy especialmente a todas las administraciones turísticas, la necesidad de acometer con urgencia un plan de rescate real para las empresas turísticas de Madrid "que sea capaz de garantizar la supervivencia de los negocios, mantener los puestos de trabajo, e impulsar un crecimiento sostenible de esta actividad cuando se normalice la situación".

Para leer más