18 de octubre de 2019
  • Jueves, 17 de Octubre
  • 18 de julio de 2019

    La IATA pide a los gobiernos europeos medidas para reducir los retrasos y las emisiones

    La IATA pide a los gobiernos europeos medidas para reducir los retrasos y las emisiones
    Avión despegando en Barajas. EUROPA PRESS - ARCHIVO

    GINEBRA, 18 Jul. (EUROPA PRESS) -

    La Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA) ha solicitado a los gobiernos europeos y a los proveedores de servicios de navegación aérea que introduzcan mejorar urgentes en la gestión del tráfico aéreo europeo para reducir las emisiones de carbono, los costes innecesarios y los retrasos de los vuelos que sufren los pasajeros durante el verano.

    Según Eurocontrol, en junio se retrasaron más de 210.000 vuelos, lo que supone el 20% del total, con un tiempo medio de 17 minutos. La mayoría de estos se producen como consecuencia de la falta de capacidad del control aéreo, de personal, la rigidez de las operaciones y la incapacidad de reaccionar ante acontecimientos inesperados.

    Por ello, la IATA solicita a la Comisión Europea, a los gobiernos y a los proveedores que reformen las prácticas de trabajo "obsoletas" para que los trabajadores sean desplegados donde sean necesarios y contratar personal adicional si se requiere.

    Además, consideran necesario continuar las investigaciones sobre la implantación del cielo único europeo en las que han invertido las compañías aéreas.

    Las otras medidas que ha pedido pasan por capacitar al gestor de la red europea para planificar y configurar la red de manera que satisfaga las demandas de los viajeros, penalizar a los operadores que no cumplan los objetivos de capacidad acordados en el marco del sistema europeo de tarificación y modificar la infraestructura e implementar el nuevo programa de arquitectura del espacio aéreo.

    El vicepresidente regional de la IATA para Europa, Rafael Schvartzman, considera que "la situación actual es sencillamente inaceptable" y ha criticado que las aerolíneas "se ven obligadas" a hacer emisiones de carbono innecesarias "todos los días".

    No obstante, ha destacado que "existen soluciones" que "con la inversión y la planificación correctas, así como de un cambio de mentalidad" pueden evitar "otro verano de emisiones desperdiciadas y retrasos".