28 de septiembre de 2020
18 de diciembre de 2009

Real Madrid y Zaragoza se enfrentan en la última jornada de 2009

Real Madrid y Zaragoza se enfrentan en la última jornada de 2009
REUTERS

MADRID, 18 Dic. (OTR/PRESS) -

Este sábado a las 22.00 horas, laSexta emite en directo el mejor encuentro de la decimoquinta jornada, última de 2009, de la mejor Liga del mundo: Real Madrid vs Zaragoza, desde el estadio Santiago Bernabeu .

El Real Madrid recibe en casa al Zaragoza con la clara determinación de conseguir los tres puntos que les dejen a tan solo dos del líder FC Barcelona. El equipo blanco llega a este choque, reforzado tras sus últimas grandes victorias antes el Valencia en Liga y ante el Olympique de Marsella en Champions. Pellegrini podrá volver a contar para este encuentro con el crack de Madeira. Cristiano Ronaldo intentará continuar su racha goleadora frente al equipo aragonés. Junto al astro luso estarán jugadores de la talla de Benzemá, Higuaín, Casillas o Xabi Alonso

El Zaragoza llega a la catedral blanca tras el cese de Marcelino la jornada anterior y con José Aurelio Gay en el banquillo. Los maños necesitas la victoria para salir de los puestos de descenso en los que se encuentra actualmente (decimoctavo). Arizmendi, Ayala y Lafita serán algunos de los jugadores maños que intenten dar la sorpresa en esta última jornada de 2009 con una gran victoria en el estadio del Real Madrid.

Antonio Esteva será el maestro de ceremonias de este encuentro en el que estará acompañado por el periodista Enrique Ortego y el ex futbolista Kiko Narváez. Felipe del Campo estará en el palco y Susana Guasch completará el despliegue cubriendo la información a pie de campo, para vivir la emoción de este gran partido de la liga de las galaxias de una manera espectacular.

La cadena conectará con el Estadio Santiago Bernabeu desde las 21:20 horas para ofrecer una detallada previa con las alineaciones, la última hora de los equipos, un especial seguimiento a los dos grandes y todo lo relacionado con la mejor liga del mundo para calentar los motores de un gran partido cargado de emoción y espectáculo.