22 de octubre de 2019
  • Lunes, 21 de Octubre
  • 21 de febrero de 2010

    Expertos analizan en Motril la forma de evitar que el tomate cherry se agriete

    MOTRIL (GRANADA), 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

    Entre el 10 y el 30 por ciento de la producción del tomate cherry "tiene que tirarse a la basura" por las grietas que surgen en esta variedad y por ello la Finca Experimental La Nacla de Caja Rural está realizando estudios para determinar el modo en que los agricultores pueden evitar este problema, que les genera importantes daños económicos, informó a Europa Press el responsable de la instalación, Ignacio Escobar.

    Por su parte, el profesor de investigación en la finca experimental La Mayora en Algarrobo-Costa (Málaga), Jesús Cuartero, manifestó que en los trabajos que realiza junto al profesor de la Universidad de Málaga, Antonio Heredia, desde hace más de ocho años, el objetivo principal es conocer "las bases biológicas que expliquen las causas por las que se produce el agrieteado del fruto".

    La investigación conjunta entre la Universidad de Málaga y la finca experimental ha determinado que una vez conocidas las causas "hay que paliar los daños mediante dos vías". A corto plazo hay que cambiar las prácticas culturales para reducir el agrieteado. El futuro a largo plazo pasa por buscar las bases genéticas que produzcan tomates resistentes "pero manteniendo la calidad que el mercado europeo exige" expresó Cuartero.

    En la actualidad los productores tienen que controlar la conductividad del agua de riego en función de la humedad relativa para evitar las hendiduras que afectan a los tomates sobre todo de la variedad cherry que es el más cultivado en la Costa Tropical.