11 de noviembre de 2019
24 de septiembre de 2009

Hortyfruta critica que la admistración hace "oídos sordos" a que Marruecos "no cumple los contingentes" de tomate

ALMERÍA, 24 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Interprofesional de Frutas y Hortalizas de Andalucía, Hortyfruta, reiteró hoy su postura sobre que Marruecos "no cumple los contingentes establecidos" en cuanto a la exportación de tomate a países europeos y consideró que, desde la Administración, se está haciendo "oídos sordos" a un sector "importantísimo" en la economía andaluza.

Hortyfruta, cuya junta directiva mantuvo hoy una reunión para evaluar el impacto económico que supone para el sector en España el "incumplimiento" del país marroquí y el acuerdo de asociación entre la Unión Europea y Marruecos, manifestó en una nota que "no está de acuerdo con cómo se está desarrollando el acuerdo, y considera que el país alauita no está cumpliendo ni con los cupos establecidos ni con los calendarios, lo que provoca un grave perjuicio a los productores hortofrutícolas de Andalucía".

En cuanto al estado actual del acuerdo, la Interprofesional considera que "no se están dando los pasos correctos", ya que, según ellos, "deberían primar los interese de los productores comunitarios", por lo que Hortyfruta indicó que trabajará para que se cumpla con el acuerdo establecido y para evitar que se amplíe el cupo de tomate para Marruecos, así como para que se tengan en cuenta los calendarios de producción de Andalucía.

"FALSEO" DE PRECIOS

En este sentido, desde Hortyfruta se considera que el país marroquí está "falseando" los precios de entrada de tomate y cometiendo fraude a la Hacienda comunitaria, tal y como, según mantienen, "ratificó la Oficina Europea de la Lucha contra el Fraude (OLAF) en 2007".

De hecho, el Comité de Tomate de la Federación de Productores y Exportadores de Frutas, Hortalizas, Flores y Plantas Vivas de España (Fepex) presentó durante este verano una reclamación ante la oficina del Defensor del Pueblo Europeo debido a los "incumplimientos" por parte de la Comisión Europea (CE) en cuanto a las importaciones de tomate de Marruecos. En su opinión, existe "dejación de funciones" por parte de la Comisión por considerar que en los últimos dos años las arcas europeas han dejado de percibir más de 24 millones de euros al no aplicar los precios mínimos en las fronteras europeas a los tomates procedentes de Marruecos, lo cual calificó de "fraude".

Según el presidente del Comité de Tomate de Fepex, José Hernández, las exportaciones de tomate español disminuyeron "entre un 30 y 35 por ciento" en los tres últimos años, lo que ha derivado en un "auténtico desastre" en cuanto al volumen y competitividad de los productos, y que viene causado, a su juicio, por los bajos precios de entrada del tomate de países extracomunitarios.

"Con 29 céntimos por kilo que tuvieran que pagar esos países en la frontera europea, dejarían de producirse las entradas fraudulentas", defendió el gerente de la asociación de Empresarios Cosecheros-Exportadores de Frutas y Hortalizas (Coexphal), Juan Corominas, quien criticó que la CE dejara de aplicar la normativa vigente "en aras de una supuesta discrecionalidad política".