16 de octubre de 2019
23 de junio de 2009

Innova.- El Plan Estratégico de la Industria Auxiliar de la Agricultura apunta que el futuro es "optimista"

HUELVA, 23 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Plan Estratégico de la Industria Auxiliar vinculada a la producción hortofrutícola de la provincia de Huelva, presentado hoy, ha apuntado que el futuro de esta industria es "optimista", al tiempo que ha apostado por mejorar la competitividad de las cerca de 150 empresas existentes en el sector, diversificando la oferta a través de una mayor especialización y diferenciación de los servicios o mediante estrategias de cooperación.

En rueda de prensa, la delegada de Innovación, Ciencia y Empresa en Huelva de la Junta de Andalucía, Manuela de Paz, indicó que este plan estratégico es "un elemento para cambiar la realidad a medio y largo plazo y mejorarla".

El documento presentado, a su vez, defiende promover la internacionalización del tejido productivo con el fin de que la provincia se convierta en proveedor global de soluciones tecnológicas integradas en agriculturas sostenibles de alta productividad --soluciones en fertirrigación, estructuras de protección y nuevos sustratos, entre otras--; y acelerar la respuesta a las demandas del cliente final, lo que implica reforzar las estructuras comerciales, la optimización de la logística de distribución y mayor oferta en producto transformado y nuevos formatos; así como aumentar la rentabilidad consiguiendo el liderazgo tecnológico en la producción de 'berries' y cítricos, entre otras medidas, las cuales suman un total de 90 propuestas.

Éstas son algunas de las medidas que propone el informe presentado por la Consejería de Innovación, Ciencia y Empresa de la Junta de Andalucía a través del Centro Tecnológico de la Agroindustria Onubense (CT Adesva), ubicado en Lepe, en colaboración con la Fundación Caja Rural del Sur y la Universidad de Huelva.

En cuanto a las líneas de estrategias, el representante de la consultora Taso, Miguel Rivas, que ha elaborado el informe, señaló el estímulo de la demanda final; la estructuración del sistema; el liderazgo tecnológico en 'berries', el cual hay que hacerlo extensivo a cualquier tipo de agricultura y la exportación del modelo, a lo que añadió que el objetivo principal es "reinventar" el modelo de negocio.

Este documento será presentado próximamente al sector, el cual mueve un volumen de negocio de 600 millones de euros y más de 2.000 puestos de trabajo. Así, La Palma del Condado, Lepe, Niebla, Villanueva de los Castillejos, Huelva, Rociana, Moguer y Palos de la Frontera son los municipios con mayor relevancia de este tipo de industria, en términos de producción, y en empleo, también destacan las localidades de Lepe, Moguer, Huelva, Cartaya y Almonte.

El plan constata, a su vez, el fuerte crecimiento experimentado por este tejido de empresas industriales y de servicios, ya que el 60 por ciento de las mismas tienen menos de diez años, y el papel fundamental que están llamadas a desempeñar de cara a seguir aportando competitividad a la producción en fresco de fresas, frambuesas, moras, grosellas, arándanos y cítricos.

Para ello, estas empresas deben ir más allá de la categoría de fabricantes y del saber-hacer acumulado en 'berries' y cítricos, como prestadores de soluciones integradas, de base tecnológica, posicionando a Huelva como referente mundial en agricultura sostenible de alta productividad.

En este sentido, de Paz indicó que el objetivo de este plan se centra en disponer de un instrumento de gestión estratégica que permita impulsar unas relaciones intersectoriales más eficientes alrededor de una agricultura sostenible y tecnológicamente avanzada, que se traduzcan "no sólo en un aumento del valor añadido, sino en la mejora competitiva de la producción en fresco".

Para la elaboración de esta estrategia se han realizado entrevistas individuales con más de un centenar de empresas auxiliares, consultas con entidades, contactos con expertos sectoriales y empresas representativas de la demanda hortofrutícola, tanto en berries como en cítricos, y finalmente se han desarrollado varias mesas de trabajo con empresas e instituciones para consensuar el diagnóstico y validar y priorizar las actuaciones resultantes.

Por su parte, el gerente del CT Adesva, Alfredo López, ha anunciado la creación de un comité técnico de pilotaje para el impulso y seguimiento de las medidas planteadas en este plan, para ir mejorando la situación de estas 150 empresas.

UN TOTAL DE 13 SECTORES

Los 2.000 empleos de la industria auxiliar de agricultura en Huelva operan en trece sectores de actividad: agroquímicos y lucha biológica; soluciones en fertirrigación y otros automatismos de control; maquinaria agrícola y utillaje; maquinaria de manipulación y equipos de conservación --incluyendo frío industrial--; plásticos; semillas, viveros y sustratos; invernaderos y estructuras de protección --producción, montaje y mantenimiento--; envases y embalajes; transporte y servicios logísticos; tecnologías de información y comunicación, incluyendo diseños específicos de software; otros servicios avanzados --I+D y servicios de laboratorio, ingeniería agrícola e industrial, comercio exterior--; tratamiento de residuos; e industria de transformación.

Casi el 50 por ciento de la facturación de estas empresas se realizan en el sector fresa-berry y el 20 en el de cítricos. En términos geográficos, el 62 por ciento de las ventas se concentran en la provincia de Huelva, aunque también es significativo que el 25 por ciento de la producción ya se destina a mercados fuera de Andalucía.

El CT Adesva, miembro de la Red de Espacios Tecnológicos de Andalucía (RETA), desarrolla desde su puesta en marcha en octubre de 2007 iniciativas de investigación en colaboración con empresas de la agroindustria para facilitar el proceso de transferencia de resultados de I+D+i al tejido empresarial y aumentar la competitividad del sector.