2 de diciembre de 2020
11 de octubre de 2020

Adelante pide a la Diputación que se sume a la petición de reanudar la actividad de Maternidad del Clínico de Málaga

Adelante pide a la Diputación que se sume a la petición de reanudar la actividad de Maternidad del Clínico de Málaga
Profesionales sanitarios en el Hospital Clínico Virgen de la Victoria de Málaga (Foto de archivo). - JUNTA DE ANDALUCÍA - ARCHIVO

MÁLAGA, 11 Oct. (EUROPA PRESS) -

El grupo de Adelante Málaga en la Diputación solicitará la próxima semana en comisión informativa que apoye la petición de profesionales sanitarios para que haya un compromiso por escrito de reanudación de la actividad del Área de Maternidad del Hospital Clínico Universitario Virgen de la Victoria "a la menor brevedad posible en que la situación sanitaria actual lo permita".

Desde el pasado 26 de marzo de 2020, debido a la situación generada por la pandemia del COVID-19, el Hospital Clínico precisó hacer uso del área de Maternidad (paritorios, neonatología y la planta de maternidad) para poder atender y dar cabida a pacientes COVID, ya que en ese momento los recursos y número de camas disponibles en la UCI resultaban insuficientes.

Debido a ello, los profesionales de dicha área fueron destinados a otros servicios y ubicaciones; por ejemplo, a algunos ginecólogos de guardia, médicos residentes, matronas y enfermeros de neonatología se les destinó al Hospital Materno Infantil, y algunas enfermeras, TCAE, celadores y servicio de limpieza de partos y de hospitalización fueron repartidos por distintos servicios del Hospital Clínico y del Hospital Valle del Guadalhorce.

De esa manera quedó centralizada toda la atención a las mujeres con alguna urgencia ginecológica, las de parto y a sus recién nacidos en el Hospital Materno Infantil, y garantizando así también una atención en caso de embarazadas COVID en el hospital de referencia de la provincia.

En la moción de Adelante, consultada por Europa Press, recuerdan que todos los profesionales de este servicio de Maternidad colaboraron y entendieron que su traslado sería provisional y que se justificaba por la necesidad de garantizar la atención a los pacientes ya que, además, "conocían y tenían contacto con otras áreas de maternidad en las que se había actuado de un modo similar".

Tras la situación más controlada de la pandemia el pasado mes de mayo y el hecho de que la atención a pacientes COVID en el Área de Maternidad del Clínico de Málaga acabó precisamente el 22 de dicho mes, los profesionales pensaron que la situación volvería a la normalidad pero no ha sido así.

A principios de junio, según el documento de Adelante, los y las profesionales presentaron ante la Gerencia del SAS y del Virgen de la Victoria un escrito con las firmas de todos ellos, "en el que reclamaban una contestación a su situación de traslado y exponían todo lo que ofrecían" a mujeres y familias y solicitando fecha de regreso a las condiciones anteriores a la pandemia.

"Son el único paritorio a nivel nacional que no ha vuelto a su actividad asistencial", lamentan desde la coalición de IU y Podemos y aunque consideran que el "sacrificio del Área de Maternidad durante los meses más duros de la pandemia pudo estar justificado, el mantenimiento de esta medida entraña una importante merma de los derechos asistenciales de las mujeres".

A juicio de las diputadas de Adelante, Teresa Sánchez y Maribel González, "la prioridad es y debe seguir siendo la adecuada atención a la salud sexual y reproductiva de las mujeres que tienen como centro de referencia el Hospital Clínico", correspondiente a la mitad de los centros de Atención Primaria del Distrito Sanitario Málaga, la totalidad del Distrito Sanitario Valle del Guadalhorce y Zona Básica de Salud de Torremolinos- Benalmádena, "afectando así a una importante población de la provincia".

El pasado 9 de septiembre la maternidad, y la planta de hospitalización días antes, se ha vuelto a abrir después de más de tres meses cerrada y limpia para ser de nuevo utilizada por los nuevos casos COVID que se están registrando.

"Son muy conscientes, como buenos profesionales sanitarios, que en la situación epidemiológica en la que nos encontramos, y que en los próximos meses venideros puede ir a peor, no justifica su regreso inmediato --aunque sí que era oportuno hacerlo en mayo como solicitaron--.", indican en la moción de Adelante. No obstante estos sanitarios sí muestran preocupación por el futuro de esta unidad.

"A día de hoy no tienen ninguna información de cuándo y cómo se volverá a la situación anterior y/o cómo será la operativa en los próximos meses, cuando está prevista la finalización de la ampliación de la UCI del Hospital Clínico, con lo que entienden se liberaría la necesidad de las instalaciones del paritorio adaptado a UCI y entonces no existiría excusa razonable para la vuelta a su actividad asistencial", añaden.

Según Adelante, una ciudad como Málaga "no puede permitirse perder el área de maternidad de un hospital como el Clínico. Una sola maternidad no puede hacer frente a una población tan amplia" así como a todos los servicios y urgencias necesarios.