22 de enero de 2020
21 de julio de 2014

La Junta afirma que es el Gobierno central el que "desmantela" la estructura social de los municipios

MÁLAGA, 21 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Delegación territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales de Málaga ha afirmado que la reducción de las partidas destinadas al mantenimiento de los servicios sociales de los municipios no corresponde "a una falta de compromiso de la Junta de Andalucía para con las políticas sociales", sino que es el Gobierno central "el que está haciendo un desmantelamiento de facto de toda la estructura que soporta la realidad social de los municipios".

Así lo ha defendido en un comunicado en el que ha respondido a las declaraciones realizadas este lunes por el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, quien ha criticado "la dejadez" de la Junta de Andalucía en materia de derechos sociales y vivienda.

En cuanto a los fondos para los servicios sociales comunitarios, conocidos como Plan Concertado, la Junta ha asegurado que han sufrido "un recorte sin precedentes en los últimos años" por parte del Ministerio de Sanidad, Igualdad y Servicios Sociales. Concretamente, han declarado que el Gobierno central ha reducido en más de un 68 por ciento su aportación a dicho plan y que ha retirado "siete de cada 10 euros de los que aportaba".

Además, ha asegurado que las actuaciones de la Junta por la inclusión social se ponen de manifiesto con la aplicación del decreto-ley "con el que se garantizan tres comidas diarias a más de 5.600 menores malagueños" y que, con más de un millón de euros de presupuesto, "se mantienen los programas de reparto de alimentos para las familias".

Asimismo, ha insistido en que este decreto-ley permitirá crear más de 4.200 empleos y que con él se amplían las ayudas económicas familiares con un presupuesto total de 863.976 euros destinados a aquellas que no pueden cubrir las necesidades básicas de menores.

El delegado territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales en Málaga, Daniel Pérez, ha instado al regidor local a que "apunte con su dedo acusador en la dirección correcta" y que "recuerde al Gobierno central cuáles son sus obligaciones, la de mantener los Servicios Sociales y no demolerlos".

En este sentido, ha criticado que el Gobierno central "vuelve a relegar a Andalucía en el reparto de fondos sociales, dejando una vez más patente la injusticia social a la que tiene acostumbrada a la ciudadanía de esta comunidad, tal y como ha ocurrido en el reparto de fondos del Plan Nacional de Pobreza Infantil que plantea el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad", al que la Junta de Andalucía se opone.

Según han detallado, los fondos de este plan "se limitan a 16 millones para todo el Estado, lo que supone un millón menos que lo que Andalucía destina en sus presupuestos propios a la lucha contra la exclusión social en los menores".

Pérez ha pedido también a De la Torre que "recuerde al Gobierno de Mariano Rajoy la obligación de mantener el 50 por ciento del presupuesto de la Ley de Dependencia , y no el 28 por ciento, como ocurre en la actualidad".

El delegado ha continuado asegurando que desde el Gobierno central "se ha reducido la intensidad de los servicios, se ha eliminado la compatibilidad, se están penalizando las prestaciones económicas para cuidados en el entorno familiar, se ha dejado fuera a personas con dependencia moderada y se ha eliminado la financiación, entre otras cosas, a golpe de decretazo".

Por otra parte, ha insistido en que mientras que Andalucía "ha mantenido el presupuesto destinado a la financiación de la Ley de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las Personas en Situación de Dependencia --1.115 millones de euros--, el Gobierno central ha destinado 1.200 millones de euros para todo el territorio nacional".

Desde el Gobierno regional han concluido diciendo que la provincia de Málaga atienden, a través del Sistema de Atención a la Dependencia, a más de 24.700 personas, "que son beneficiarias de 33.200 prestaciones".

Para leer más