9 de marzo de 2021
14 de julio de 2014

El Consejo Provincial de Medio Ambiente propone modificar las artes de pesca permitidas

El objetivo es garantizar la captura de las especies autorizadas y evitar la del siluro

CÓRDOBA, 14 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Consejo Provincial de Medio Ambiente y Biodiversidad de Córdoba ha propuesto la modificación de las artes de pesca que es posible utilizar, con el fin de "garantizar la pesca de las especies autorizadas en la normativa autonómica, incluyendo las especies exóticas invasoras 'black-bass' y lucio, y evitar la captura del siluro".

Según ha informado la Junta de Andalucía, así lo ha anunciado el delegado territorial de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente de la Junta en Córdoba, Francisco Zurera, quien ha presidido la reunión del Consejo y ha recordado que "en mayo de este año se publicó en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) la orden por la que se fijan y regulan las vedas y períodos hábiles de pesca continental en Andalucía, que determina las especies que se pueden pescar y sus dimensiones mínimas".

Además, la citada orden autonómica también "establece medidas excepcionales para los embalses de Bermejales e Iznájar y el río Genil, así como las condiciones para el ejercicio de la pesca en cuanto a las artes, señuelos y cebos".

En este sentido, Zurera ha explicado que la propuesta del Consejo "contempla que se puedan utilizar cañas con carrete cuyas líneas no podrán exceder de 100 metros de longitud y que tendrán que ser de monofilamento de nylon o fluorocarbono, de un máximo de 0,25 milímetros de grosor, y no podrán utilizarse bajos de acero, 'kevlar', trenzados o similares". Además, "las medidas máximas de los anzuelos para pesca de ciprínidos serán de un centímetro de longitud de pata y de 0,5 centímetros de apertura, y el aparejo solo podrá disponer de un anzuelo simple".

Los cebos a emplear serán vegetales, realizados con masilla o excepcionalmente asticot, "y queda prohibido el uso de la lombriz de tierra, así como cualquier cebo con animales vivos, muertos o sus restos". Además, queda prohibido el uso de cucharillas, tanto ondulantes como giratorias, así como vinilos, con la cola destinada a producir vibraciones en el agua, y peces articulados.

El resto de señuelos artificiales, según ha señalado Zurera, "tendrán una longitud máxima de nueve centímetros y un perímetro máximo de cinco centímetros, y los anzuelos para vinilo no podrán ser de cabeza plomada y la talla máxima es de 1/0".

Por otra parte, el Consejo Provincial de Medio Ambiente y Biodiversidad ha propuesto regular la actividad cinegética en las lagunas de la campiña cordobesa incluidas en el inventario de humedales, de manera que las zonas de reserva de los cotos de caza coincida con los límites naturales de estas lagunas, lo que servirá para proteger estos enclaves naturales.

De este forma, se permitirá compatibilizar la actividad cinegética de caza menor, sin causar molestias a la avifauna, y salvaguardar especies de aves acuáticas como la malvasía cabeciblanca y la focha moruna, que se encuentran en la categoría de vulnerables y en peligro de extinción, respectivamente.

Por último, el Consejo ha tomado conocimiento del Plan de Gestión Integral de los Montes Públicos de la Sierra Occidental de Córdoba, que afectará aun total de 15.803 hectáreas de los montes 'Cabeza aguda' en Villaviciosa de Córdoba, 'Las Monteras' en Villanueva del Rey y 'Caballeras' en Espiel.

Este plan tiene como objetivo dinamizar y poner en valor los recursos naturales de los montes públicos, para la generación de recursos económicos que reviertan en las poblaciones rurales de su entorno. Actualmente se está iniciando el desarrollo de la programación del primer año y la gestión la realizará la Agencia de Medio Ambiente y Agua.