25 de mayo de 2020
18 de diciembre de 2008

Se convoca el III Premio Internacional de Periodismo Julio Anguita Parrado con una dotación de 3.000 euros

CÓRDOBA, 18 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Sindicato de Periodistas de Andalucía (SPA), la Universidad y el Ayuntamiento de Córdoba presentaron hoy la tercera edición del Premio Internacional de Periodismo Julio Anguita Parrado, dotado con 3.000 euros y creado en homenaje al periodista cordobés fallecido el 7 de abril de 2003 en la Guerra de Irak.

Con este premio, anualmente el SPA quiere reconocer la labor de los periodistas que desarrollan su labor en zonas de conflicto bélico o especial violencia social. En la presentación estuvieron presentes la alcaldesa de Córdoba, Rosa Aguilar, y el padre de Julio Anguita Parrado, Julio Anguita González. La secretaria provincial del SPA en Córdoba, Ana Romero, explicó que el plazo de presentación de candidaturas se mantendrá abierto hasta el 20 de febrero y el galardón se volverá a entregar el 7 de abril.

Este año integran el jurado del premio los periodistas Felipe Sahagún, Teresa Aranguren y José Manuel Martín Medem, además de los profesores Francisco Sierra, decano de la Facultad de Comunicación de la Universidad de Sevilla, y Carmen Jiménez, defensora del universitario de la Universidad de Córdoba. Lo integra también Ana Anguita Parrado, como representante de la familia.

En rueda de prensa, el padre del periodista fallecido, Julio Anguita, recordó que su hijo "sufrió dificultades laborales", por lo que manifestó la necesidad de que "se mejoren las condiciones de trabajo" de los profesionales de los medios de comunicación. En este sentido, señaló que "muchas veces, sobre la explotación más indigna se levantan los grandes reportajes, para el reconocimiento de unos cuantos".

Por su parte, Ana Romero subrayó que la crisis económica "afecta de manera importante a los medios de comunicación", ya que se está despidiendo a empleados o "les obligan a trabajar en condiciones precarias". De este modo, señaló que "la situación laboral que atraviesan los periodistas ponen en peligro la libertad de expresión en una sociedad democrática".