4 de marzo de 2021
12 de enero de 2014

La Policía Nacional salva la vida de una mujer que se había arrojado al vacío

JAÉN, 12 Ene. (EUROPA PRESS) -

Dos agentes de la Policía Nacional han salvado la vida en Jaén de una mujer que se había arrojado al vació desde la ventana de su habitación. Así, uno de los agentes consiguió sujetar a la víctima cuando ya se encontraba suspendida en el aire, quien con la ayuda de su compañero logró arrastrarla hacia el interior de la estancia.

Según ha informado la propia Policía en un comunicado, tuvieron constancia del suceso cuando recibieron una llamada en la Sala Operativa del 091 de Jaén en la que informaban de que una mujer, trabajadora de un local de alterne, se encontraba "muy nerviosa y agitada". Al llegar al mencionado local, la dotación policial se entrevistó con el responsable del negocio que les manifestó que una de sus trabajadoras se encontraba encerrada en su habitación después de haber agredido a varios trabajadores, arrojado mobiliario del local y causar diversos destrozos en el mismo.

Los agentes se dirigieron a la habitación mencionada, observando que la misma se encontraba con las luces apagadas, momento en el que escucharon la apertura de una de las ventanas de la estancia. Tras esto, entraron en la habitación, donde la mujer estaba intentando arrojarse al vacío. La mujer, que no quiso escuchar las palabras de los policías que intentaban calmarla, se arrojó por la ventana, si bien uno de los agentes consiguió cogerla por los tobillos, precipitándose ambos al vacío, mientras el otro agente sujetó a su compañero fuertemente por las piernas y lo arrastró hacia el interior de la habitación, consiguiendo de esta manera entre ambos salvar la vida a la mujer.

Una vez en la estancia, los agentes calmaron a la víctima y posteriormente la trasladaron a un centro sanitario donde ha sido ingresada. Los agentes que salvaron la vida de la mujer pertenecen a la Brigada Provincial de Seguridad Ciudadana de Jaén.