21 de marzo de 2019
20 de julio de 2008

Los hospitales Virgen del Rocío y las Nieves, primeros centros con más opciones para realizar trasplantes cruzados

SEVILLA, 20 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los hospitales universitarios Virgen del Rocío de Sevilla y Virgen de las Nieves de Granada cuentan actualmente con un "mayor número de opciones" para convertirse en los primeros centros de la comunidad en llevar a cabo las que también serían las primeras 'donaciones cruzadas' entre parejas andaluzas a la hora de donar y trasplantar riñones de donante vivo, según estimó hoy el coordinador autonómico de Transplantes, Manuel Alonso.

En concreto, este nuevo método de donación, que ya se lleva a cabo en países como EEUU y que ahora pretende implantar la Organización Nacional de Trasplantes (ONT), permitirá que una pareja donante-paciente que necesita un trasplante, pero que entre ellos son incompatibles, pueda intercambiar los órganos donados con otra pareja donante-paciente con las mismas necesidades y cuyos órganos sean compatibles entre ambos. Así, se vencerían unas incompatibilidades que frustran una de cada tres intervenciones, tal y como sostiene la ONT.

En una entrevista concedida a Europa Press, Alonso argumentó que los hospitales Virgen de las Nieves de Granada y Virgen del Rocío de Sevilla, en el caso andaluz, se posicionan a priori como los primeros centros que podrían llevar a cabo este tipo de donaciones en la comunidad, "ya que son los que a fecha de hoy realizan un mayor número de trasplantes de donante vivo".

Según explicó, dicho factor se tendría muy en cuenta, "porque se requiere que los equipos médicos estén muy entrenados en estas técnicas de donante vivo y dispongan de experiencia propia acumulada".

Al hilo de ello, el máximo responsable de la coordinación autonómica de Trasplantes se apoyó en los datos de trasplantes renales de donante vivo efectuados en 2007 en los hospitales andaluces. Según dicho balance, el Hospital Virgen de las Nieves, con nueve trasplantes del tipo, se sitúo como el primer centro con mayor actividad en esta técnica, del total de 26 trasplantes renales de vivo realizados el pasado año.

A este centro, le sigue el Virgen del Rocío de Sevilla, con ocho trasplantes renales de donante vivo; el Carlos Haya de Málaga, con cuatro; el Puerta del Mar de Cádiz, con tres trasplantes; y el Reina Sofía de Córdoba, que, con dos trasplantes del tipo, completa los 26 llevados a cabo en 2007.

En cualquier caso, Alonso quiso dejar claro que la técnica de trasplantes cruzados "se extenderá progresivamente" al resto de hospitales de referencia de la comunidad, tal y como se prevé hacer en el resto de comunidades con sus respectivos hospitales.

2009, INICIO DE LAS 'DONACIONES CRUZADAS'

En cuanto a los tiempos que se barajan para comenzar a realizar este tipo de trasplantes en el conjunto de España, detalló que la Comisión Nacional creada al efecto por la ONT prevé el 2009 como fecha de inicio, "puesto que a día de día ya es posible técnicamente llevar a cabo este tipo de trasplantes".

En este sentido, apuntó que el objetivo de la mencionada comisión "no es otro que el de unificar los criterios y los protocolos a los que deberán de someterse el conjunto de los hospitales del Sistema Nacional de Salud (SNS)".

INCREMENTAR EL NÚMERO DE DONANTES VIVOS

Alonso explicó a Europa Press que la "obligación" de los profesionales sanitarios "es la de poner a disposición de los pacientes todas las posibilidades de donación que existe para que sean ellos los que decidan".

Aún con todo, aludió a la "necesidad" de aumentar el número de trasplantes renales de donante vivo, ya sea como hasta ahora se viene llevando a cabo o mediante donaciones cruzadas, tras advertir que la reducción de los accidentes de tráfico, un dato "muy positivo", ha provocado por contra un descenso del número de donantes de órganos fallecidos.

En este punto, detalló que la tasa española de trasplantes de donante vivo "es de las más bajas de Europa", con tres donantes por millón de habitantes en 2007; frente a países como Holanda, con 22 donantes por millón; Noruega, 18,2 por millón; Reino Unido y Suecia, con 13,4 por millón; Suiza, con 13 donantes por millón, o Austria, con 7,5 donantes vivos por millón de habitantes.

Junto a ello, defendió que la opción terapéutica de los trasplantes de donante vivo es "mucho mejor" desde el punto de vista de la supervivencia del injerto trasplantado que la de un trasplante de fallecido. Así, indicó que el injerto de donante vivo "tiene una vida media de 20 años, frente a los 10 años del injerto de fallecido".

Finalmente, subrayó que, en Andalucía, "el cien por cien" de las extracciones de órganos de donante vivo se efectúan por laparoscopia, "una técnica mínimamente invasiva, más segura al evitar la cirugía abierta y que le permite al donante una recuperación mucho más rápida", concluyó.