16 de junio de 2019
27 de julio de 2014

La Junta abre más de 80 expedientes por maltrato animal y abandono de mascotas durante los dos últimos años

La Junta abre más de 80 expedientes por maltrato animal y abandono de mascotas durante los dos últimos años
EUROPA PRESS

SEVILLA, 27 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Consejería de Justicia e Interior ha abierto un total de 37 expedientes por maltrato animal grave o muy grave y 44 por abandono de mascotas en Andalucía por incumplimiento de la normativa vigente sobre protección de animales durante los dos últimos años.

Según informa la Junta en un comunicado, del total de los expedientes abiertos entre 2012 y 2013, siete están relacionados con infracciones de carácter muy grave y se corresponden con situaciones en las que el maltrato ha causado la muerte o invalidez de la mascota. Entre estos casos destaca la muerte de un perro abatido a tiros y de varios gatos que perdieron la vida por disparos de una escopeta de aire comprimido. A estos casos se une también el hallazgo de siete perros recién nacidos, uno de ellos muerto, dentro de un saco en un maletero o la invalidez de un perro al que dejaron en un contenedor.

Las sanciones, establecidas en la Ley 11/2003, de 24 de noviembre, de Protección de los Animales en Andalucía, van desde los 75 a los 500 euros, en caso de las infracciones leves, de los 501 a los 2.000 euros, si son de carácter grave, y de 2.001 hasta 30.000 euros, si son infracciones muy graves.

Entre los expedientes por infracciones de carácter grave, un total de 30, destacan la agresión a animales, la mayoría perros, mediante cadenas, collares de castigo, patadas, puñetazos o golpes con palos. Otra forma grave de maltrato a un animal de compañía es el encierro en vehículos a temperatura ambiente durante horas o atarlos a coches o ciclomotores en marcha. La mayoría de los casos de maltrato afectan a perros y gatos y, residualmente, a hurones aunque la Junta también ha abierto expediente en casos peculiares como el de un cerdo vietnamita por este tipo de infracción.

Por abandono de animales de compañía, la Consejería de Justicia e Interior ha abierto 44 expedientes en los dos últimos años que, en algunas ocasiones, coinciden con denuncias de maltrato por falta muy grave al haberse imputado ambas infracciones a la misma persona.

Los hechos denunciados se refieren a perros que han sido recogidos por los servicios de animales abandonados de los ayuntamientos o han sido localizados por la Guardia Civil o la Policía Local. En otros casos se tiene constancia del abandono a partir de llamadas telefónicas de vecinos que informan sobre mascotas que deambulan solas o que han sido abandonadas en la vía pública. Otros animales de compañía han sido localizados por los agentes en terrazas, viviendas o fincas particulares.

MÁS DE DOS MILLONES DE MASCOTAS REGISTRADAS

Para luchar contra el abandono de estas mascotas e identificar a sus dueños, la Junta dispone de un Registro de Animales de Compañía, que permite además establecer programas sanitarios preventivos o de urgencia ante enfermedades transmisibles al ser humano o a otros animales.

La Ley establece la obligación de los propietarios de estos animales a inscribirlos en el citado registro, lo que facilita a la Administración autonómica su recuperación en caso de pérdida o robo o disponer de toda la información en el caso de intervención por maltrato.

Andalucía cuenta en la actualidad con más de dos millones de mascotas inscritas en este registro de mascotas. La mayoría de los animales de compañía en Andalucía --1,9 millones de mascotas-- son perros, lo que coloca a la comunidad en una de las que cuenta con mayor población de estos animales a nivel nacional, con cerca del 40 por ciento de los cinco millones de canes de España.

Este registro de la Junta pretende "potenciar su control y mejorar la protección, convivencia y seguridad tanto de las personas como de los propios animales". De la identificación, inscripción, modificación o cancelación del registro de los animales de compañía se encarga el personal veterinario autorizado por los colegios profesionales de cada provincia con los que colabora la Junta de Andalucía.

La Junta y los colegios de veterinarios han puesto en marcha un nuevo sistema de gestión de este registro con el objetivo de "mejorar el control sobre los animales e incrementar su protección, beneficiando tanto a los propietarios como a los facultativos veterinarios y también a los ayuntamiento en el ejercicio de sus competencias en esta materia".

Para leer más