18 de septiembre de 2019
  • Martes, 17 de Septiembre
  • Lunes, 16 de Septiembre
  • 6 de agosto de 2009

    Innova.- El Ayuntamiento de Zaragoza y CAI convocan un concurso de cortos realizados con el teléfono móvil

    ZARAGOZA, 6 Ago. (EUROPA PRESS) -

    El Ayuntamiento de Zaragoza, a través del Servicio de Juventud, en colaboración con la Caja de Ahorros de la Inmaculada (CAI), convoca un concurso de cortometrajes realizados con teléfono móvil en el que pueden participar jóvenes entre 14 y 25 años de edad a 31 de diciembre de 2009, sin distinción de nacionalidad o lugar de residencia.

    Los que sean menores de edad en el momento de la inscripción deberán contar con la autorización de sus padres o tutor legal. Los cortometrajes presentados sólo podrán estar grabados con la cámara de un teléfono móvil, PDA o cámara fotográfica digital, pudiendo luego, si se desea, editarse con herramientas externas.

    Los cortos deben ser originales, con una duración máxima de 2 minutos y grabados en la máxima resolución y calidad posibles. El formato de las obras puede ser 3GP, 3GPP, MP4, MPG, SMV, FLV, SWF, AVI. Cada concursante puede presentar un máximo de 3 cortos. El tema es libre y en n el caso de que el corto no esté grabado en castellano deberá subtitularse en este idioma. La organización del concurso se reserva el derecho a excluir todas aquellas obras cuyo contenido sea obsceno, violento, sexista, racista o vulnere algún derecho fundamental de la persona.

    La inscripción se efectuará a través de la web del concurso www.2minutosdecine.com y se deberá rellenar on-line la solicitud de inscripción y enviar el cortometraje a través de la misma. El plazo de presentación finaliza el 31 de octubre de 2009.

    El Premio al mejor corto tiene una dotación de 2.500 euros y el ganador será elegido por el jurado; el Premio del público es de 1.500 euros y será elegido por el público, mientras que el Premio a la mejor idea original será de 1.000 euros y lo elegirá el jurado. Los premios no serán acumulativos y pueden quedar desiertos.