24 de noviembre de 2020
21 de agosto de 2007

El Centro de Estudios del Jiloca, Ibercaja y el ADRI Jiloca Gallocanta rehabilitarán el puente de Luco (Teruel)

TERUEL, 21 Ago. (EUROPA PRESS) -

La colaboración entre el Centro de Estudios del Jiloca, Ibercaja y ADRI Jiloca Gallocanta permitirá que se pueda llevar a cabo la rehabilitación del entorno del Puente Romano de Luco de Jiloca (Teruel), colaboración que ha quedado plasmado en el convenio que hoy han firmado, en Calamocha, las tres entidades.

Uno de los responsables del Centro de Estudios del Jiloca, Emilio Benedicto, ha explicado a Europa Press que gracias a ese acuerdo se va a sacar adelante un proyecto que permitirá rehabilitar esta zona, "que ha estado un poco abandonada desde que se restauró el puente hace más de una década".

Benedicto ha recordado que "hace cuatro años hubo un incendio y todavía hay muchos árboles quemados, basura extendida y la vía abandonada, con restos de los raíles", cuestiones que hacen necesaria "la limpieza de todo el entorno, acondicionarlo para que sea un sitio donde la gente pueda estar, y también mejorar los accesos".

Emilio Benedicto ha indicado que las obras que se van a llevar a cabo en la zona son "mínimas" ya que se realizarán "dos pequeñas obras para evitar peligros", pero el grueso de los trabajos se centrarán en la limpieza de la zona.

La intención del Centro de Estudios es "quitar los chopos quemados, reforestar las riberas del Jiloca --ya que hay trozos muy abandonados--, limpiar las zonas sucias y explicar qué es lo que podemos encontrar".

Entre otras cosas, Benedicto ha destacado la presencia de "un poblado medieval, un poblado celtíbero, el antiguo puente del ferrocarril --que se hundió en 1904 y sobre el que podremos contar el accidente ferroviario que hubo allí--, así como la historia de la ermita". Un proyecto, que busca, en definitiva "humanizar el entorno", ha subrayado.

Además, Benedicto ha precisado que "la primera ayuda para realizar estos trabajos nos la proporcionan Ibercaja y ADRI, pero la idea es que el Ayuntamiento de Calamocha pueda continuar este proyecto y realizar nuevas inversiones". Benedicto ha indicado también que la previsión de las obras es que se acaben "a lo largo de este año o principios del que viene".

Ibercaja ha aportado 12.000 euros, mientras que la aportación de ADRI Jiloca Gallocanta asciende hasta los 3.000 euros. Benedicto ha insistido en que "barajamos que al final conseguiremos una financiación de 50.000 euros".