6 de marzo de 2021
3 de junio de 2009

Dos turoperadores comercializan en toda España tres escapadas 'con encanto' por la provincia

ZARAGOZA, 3 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Patronato de Turismo de la Diputación Provincial de Zaragoza ha impulsado tres escapadas 'con encanto' por la provincia, a través de un acuerdo con dos grandes turoperadores, Viajes Halcón y Viajes Ecuador.

Este acuerdo se enmarca en una línea de trabajo puesta en marcha por el Patronato Provincial de Turismo para llegar a las grandes rutas de interior de España, a través de acuerdos con las empresas mas importantes en el sector.

Las agencias comercializarán en toda España tres rutas turísticas que reflejan algunos de los valores turísticos esenciales de la provincia. Las tres tienen diferente duración y se podrán realizar a lo largo de todo el año.

Así, se está promocionando la ruta Veruela, Moncayo y Tarazona, con duración de dos días; la ruta del Románico por las Cinco Villas, de tres días; y la ruta del agua, Mudéjar y Goya, de cinco días

En el primer recorrido, se visita el Monasterio de Santa María de Veruela, del siglo XII y todas sus dependencias, además del Museo del Vino, así como el Centro de interpretación Agramante y el Parque Natural del Moncayo. En el segundo día, se realiza una visita guiada a Tarazona, que incluye Iglesia de San Francisco, Iglesia de la Magdalena, Palacio Episcopal, fachada del Ayuntamiento, la Plaza de Toros vieja y el Barrio de la Judería.

La ruta del Románico llega el primer día a Alagón, Tauste y Sos del Rey Católico. En Alagón se visita el arte Mudéjar en la Torre de San Pedro, la Iglesia de San Antonio, la ermita y los centros expositivos; en Tauste, la Iglesia del Convento de Santa Clara y la torre mudéjar, declarada patrimonio mundial; y en Sos, su casco urbano, el templo parroquial de San Esteban, la Ermita de Santa Lucía, el colegio convento de las Escuelas Pías, la Casa Consistorial, la Lonja Medieval y la casa palacio de la familia Sada donde nació el Rey Fernando el Católico.

SEGUNDO ITINERARIO

El segundo día el itinerario continua en Biel, Luesia y Uncastillo. En el primer municipio los turistas pueden conocer el castillo del siglo XI con la Iglesia de San Martín, las casas y calles de sabor popular y varios edificios nobiliarios; en Luesia, el casco urbano con casonas nobles, la iglesia del Salvador y el Torreón, además de la Iglesia de San Esteban, transformada hoy en museo religioso y la Ermita del Puyal. Por último, en Uncastillo, la fortaleza con torre almenada, la judería, la Iglesia de Santa María y otros cinco templos románicos, la Casa Consistorial renacentista y el Museo de la Torre.

El tercer día la ruta termina en Sádaba y Ejea de los Caballeros, donde se visita la fortaleza de siete torreones, la Iglesia de gótico levantino, casas señoriales y mausoleos romanos, en la primera, y en la capital cincovillesa se puede disfrutar con muestras de arquitectura románica y ejemplos de arte mudéjar como la Iglesia fortaleza de el Salvador y la parroquia de Santa María.

La tercera ruta, del Agua, Mudéjar y Goya, promociona la capital aragonesa, Calatayud, el Monasterio de Piedra y la zona de los balnearios, Daroca y Anento, y Fuendetodos, Cariñena y Muel, durante cinco días.

En Zaragoza, se visita la Basílica del Pilar, la Catedral de la Seo, el Museo del Teatro Romano, el Palacio de la Aljafería y el Acuario, ubicado en el recinto de la Expo 2008; en Calatayud, puede verse el yacimiento de Bílbilis y el casco urbano de la ciudad; también los parajes del Monasterio de Piedra y los balnearios de Alhama de Aragón y Jaraba.

En Daroca, se ve la ciudad, con un paseo por el casco urbano, la Iglesia Colegial de Santa María de los Sagrados Corporales, la de San Juan, San Miguel y Santo Domingo, el Museo Comarcal, la Puerta Baja y la Puerta Alta y el Museo de la Pastelería Manuel Segura; mientras que en Anento se conoce la formación caliza del 'Aguallueve', un manantial en pleno proceso de formación.

El último día de la ruta el turista visita Fuendetodos, cuna del pintor Francisco de Goya, y su Museo del Grabado; Cariñena, donde se puede disfrutar del vino de la zona; y Muel, con la escuela-taller de cerámica, donde se difunden las técnicas artesanas; y la Ermita de la Virgen de la Fuente, edificada sobre una presa romana y decorada con pinturas de un joven Goya.