19 de febrero de 2020
2 de octubre de 2014

Ibercaja y CAI apoyan los programas de inserción social y laboral

Ibercaja y CAI apoyan los programas de inserción social y laboral
IBERCAJA

ZARAGOZA, 2 Oct. (EUROPA PRESS) -

   La Obra Social de la Fundación Ibercaja y la Fundación Caja Inmaculada colaboran con la Fundación Picarral, a través de un convenio económico por el que aportan 10.000 euros destinados a un programa de intervención global para personas con inteligencia límite.

   Esta iniciativa incluye el proyecto formativo Serpi, las viviendas asistidas Balsas y el programa de acompañamiento doméstico y social 'En línea hacia la autonomía'.

   El acuerdo ha sido firmado, en la sede central de Ibercaja, por la directora de la Obra Social de la Fundación Ibercaja, Teresa Fernández; la directora de la Obra Social de Fundación CAI, María González, y la directora y gerente de la Fundación Picarral, María Teresa Soro.

   La aportación económica realizada por ambas Fundaciones apoya una iniciativa pionera en Aragón que cuenta con 95 beneficiarios. El proyecto formativo SERPI ofrece a jóvenes entre 16-25 años, con inteligencia límite, formación profesional en los módulos de operario de manipulados auxiliares de la industria y limpieza, jardinería y mantenimiento de exteriores.

   También proporciona formación escolar, orientación social y personal, prácticas laborales, actividades de ocio y tiempo libre y acompañamiento y seguimiento de la inserción social y laboral.

   A través del proyecto residencial Balsas se han habilitado viviendas asistidas para jóvenes de ambos sexos. Los residentes, además de requerir por sus circunstancias personales y sociales este tipo de apoyos, forman parte del alumnado o del personal de los proyectos o empresas que Fundación Picarral destina a la inclusión de este colectivo.

   Asimismo, Fundación Picarral ofrece, bajo el epígrafe 'En línea hacia la autonomía', un programa de acompañamiento en la vida cotidiana, creado para dotar a las personas con inteligencia límite de los apoyos intermitentes y de diferente intensidad que necesiten a lo largo de todo su ciclo vital, con el fin de que alcancen altas cotas de autonomía.

INTELIGENCIA LÍMITE

   Las personas con inteligencia límite se caracterizan por tener un cociente intelectual situado entre 70 y 85, justo por debajo de lo que la Organización Mundial de la Salud considera dentro de la normalidad.

   Dicho colectivo supone más del uno por mil de la población, siendo Fundación Picarral la única entidad de carácter público o privado en Aragón específicamente dedicada al favorecimiento de la inclusión de este colectivo tan vulnerable.

   Las personas con inteligencia límite no presentan rasgos físicos aparentes, pero muestran un significativo desfase entre su edad cronológica y su desarrollo real.

   Este desfase se manifiesta fundamentalmente en una limitada capacidad de iniciativa para resolver situaciones de la vida cotidiana, para tomar decisiones, afrontar conflictos y adaptarse a situaciones novedosas.

   Se trata de un colectivo que necesita del apoyo de este tipo de actuaciones, ya que se encuentran dentro de una sociedad que no les reconoce su discapacidad.

   Esta actuación se enmarca dentro del nuevo marco de colaboración de las Fundaciones de Ibercaja y CAI que han sumado sus fuerzas con el objeto de reforzar y desarrollar actuaciones y proyectos benéfico- sociales en Aragón, como el rubricado en el presente acuerdo con Fundación Picarral para apoyar su labor a favor de las personas con inteligencia límite.

Para leer más