29 de enero de 2020
  • Martes, 28 de Enero
3 de junio de 2009

El propietario de Harinas Porta, José Porta, absuelto de su presunta responsabilidad en la explosión que causó 5 muertos

HUESCA, 3 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Audiencia de Huesca ha absuelto al consejero delegado de Harinas Porta, José Porta, de todos los cargos que se le imputaban por la explosión en abril de 2005 de la fábrica oscense, que causó la muerte de cinco personas y heridas a otras catorce. La sentencia ha sido comunicada esta mañana a las partes, tras la celebración del juicio que tuvo lugar del 20 al 24 de abril.

El empresario queda absuelto mediante una sentencia que afirma que "no ha quedado acreditado de forma inconcusa que la explosión se produjera por la causa que apuntan las acusaciones personadas" y añade que "el acusado no tuvo la posibilidad de evitar la explosión, porque no pudo prever dicho acontecimiento".

Así concluye la sentencia de este juicio, en la que no se esclarecen las causas del trágico suceso, que la defensa achacaba a la caída de un rayo y la acusación popular, personada por CCOO, al mal estado de un molinillo de las instalaciones.

En la sentencia, la jueza afirma que no ha quedado acreditado que ese objeto fuera determinante como causa de la explosión que causó la muerte a 5 personas y heridas a otras 14. Respecto al pago de las indemnizaciones a los familiares de las víctimas por parte de Porta ha sido considerado como un atenuante durante el proceso.

El suceso se considera, según la sentencia, como "imprevisible" y "las pruebas periciales exoneran de responsabilidad a Porta, que no tuvo posibilidad de evitar la explosión".

El abogado de la defensa, Jesús García Huici, manifestó que con esta sentencia acaban cuatro años "muy duros" para Porta. Huici trasladó a los medios de comunicación que "han sido cuatro años duros y encontrarnos con una sentencia que da satisfacción a ese pesar es importante para él". Añadió que "la jueza analiza todas las posiciones de acusación para concluir que ninguna de ellas aprecia responsabilidad por parte de José Porta".

La sentencia dictada no se pronuncia sobre los más de 300.000 euros de indemnización que Inmobiliarias Buil pedía como compensación de los daños provocados por la explosión en sus naves colindantes. Daños que el perito de Porta contabilizó en cerca de 80.000 euros.

Por su parte, la máxima responsable de CC.OO. Huesca, Arancha García Carpintero, ha lamentado el resultado de la sentencia y ha anunciado que la recurrirá, para lo cual tiene un plazo de diez días. Los gastos del juicio han sido declarados de oficio por lo que cada parte personada asumirá sus costas correspondientes.

El ministerio fiscal solicitaba para Porta tres años de prisión por un presunto delito de imprudencia en concurso con otro contra la seguridad de los trabajadores. La acción popular, representada por CCOO, pedía penas de diez años de cárcel como presunto responsable de cinco delitos de homicidio por imprudencia y trece de lesiones. Por su parte, Inmobiliaria Buil, propietaria de inmuebles cercanos a Harinas Porta, solicitó tres años de cárcel y una multa de 32.400 euros y una indemnización de más de 300.000 euros.