30 de mayo de 2020
6 de abril de 2020

El 60% de la industria asturiana mantiene su actividad, aunque con menos ventas

OVIEDO, 6 Abr. (EUROPA PRESS) -

El 60% de las empresas de la industria asturiana mantiene su actividad, aunque con un descenso de ventas, mientras el que 21% de ellas se ve abocada al cierre, según una encuesta elaborada por las Cámaras de Comercio de Oviedo, Gijón y Avilés.

Las tres entidades han llevado a cabo una encuesta entre el entramado empresarial de la región, de toda índole, para pulsar el momento actual derivado de la batería de medidas puestas en marcha por las distintas administraciones públicas en la lucha contra la propagación del coronavirus.

La encuesta ha estado dirigida a las empresas de todo el Principado entre el 28 de marzo y el 2 de abril. Con esta encuesta, se ha llegado a todos los sectores y a todo tipo de empresas, en cuanto a tamaño, ubicación, negocio y volumen de empleo.

Las empresas encuestadas pertenecen a los sectores industrial, comercial, de servicios, transporte, construcción, turismo y de Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC). Los datos generales extraídos de la encuesta no muestran muchas diferencias entre sectores. Si bien parece que le afectación en la actividad, por encima del 75%, se presenta especialmente en el comercio.

Así, el 80% de las empresas participantes en la encuesta, o bien cerró, o ha visto sus ingresos muy reducidos. El 68% del total de las empresas encuestadas considera que, a medio plazo, verá su actividad afectada negativamente, en más del 50%. Del 68% del total, el 40% verá afectada su actividad por encima del 75%.

La medida mejor valorada de las adoptadas por el Gobierno es la aplicación de ERTEs, pero destaca el hecho de que, a un porcentaje similar de empresas, no le gusta ninguna medida. El 48% de las empresas participantes considera necesarias ayudas directas y para el 32% son necesarias más ayudas fiscales.

En el comercio, el 67% permanece cerrado como consecuencia de la crisis por la pandemia y el 29% mantiene actividad, pero con descenso de ventas, mientras que la mayoría de las empresas participantes pertenecientes al sector industrial se ha acogido a ERTEs, ha utilizado una distribución de jornada o ha optado por la combinación de varias medidas.

El 72% de las empresas turísticas ha optado por el cierre y el 18% se ha acogido a ERTEs. La medidas que más han adoptado las empresas del sector servicios es el teletrabajo, con el 31%, seguido del cierre temporal, mientras que un 21% ha optado por una combinación de varias medidas.

La medida adoptada en mayor cantidad por las empresas del sector de la agroalimentación ha sido la aplicación de un ERTE, seguido del teletrabajo o la combinación de varias. El teletrabajo y la aplicación de ERTEs, en igual porcentaje, son las medidas más utilizadas por las empresas de la construcción. El 58% de las empresas mantiene actividad con descenso de ingresos.

El 66% de las empresas de Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) ha optado por aplicar el teletrabajo como medio de trabajo. El 80% mantiene su actividad con descenso de ventas.