12 de julio de 2020
28 de mayo de 2020

El Principado destaca que su cuenta de fallecidos coincide con el exceso de mortalidad del MoMo

El Principado destaca que su cuenta de fallecidos coincide con el exceso de mortalidad del MoMo
Pablo Fernández - WEB DE LA JGPA

OVIEDO, 28 May. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Salud del Gobierno asturiano, Pablo Fernández, ha defendido este jueves la transparencia de su departamento a la hora de publicar los datos, incluidos los de fallecimientos por COVID-19. En este sentido, ha puesto en valor los informes de mortalidad que se realizan desde el Ejecutivo asturiano. El último fue publicado hace dos días y refiere 332 fallecimientos de casos en Asturias hasta las 7.00 del lunes.

La cifra, ha indicado el dirigente asturiano, coincide prácticamente con el exceso de fallecidos registrados por el informe de Vigilancia de la Mortalidad Diaria (MoMo) del Instituto de Salud Carlos III, que refleja en Asturias un exceso de 324 fallecimientos sobre los previstos en Asturias.

Fernández y el director de Salud Pública, Rafael Cofiño, han defendido, en una comparecencia parlamentaria por videoconferencia, el sistema asturiano para contabilizar los fallecimientos.

Utilizan fuentes de información como la propia base de datos de casos confirmados sita en Vigilancia Epidemiológica, las esquelas publicadas en medios de comunicación e Internet diariamente, así como las declaraciones de los propios hospitales y centros residenciales acompañado de la descarga de altas periódica realizada por el propio Servicio de Salud del Principado de Asturias.

"BAILE DE DATOS"

A pesar de esos 332 fallecidos que figuraban en el informe asturiano, ese martes el Gobierno de Asturias informó de 310 fallecidos. Fueron los que confirmó el Ministerio de Sanidad.

El Ejecutivo informa que desde el 19 de mayo se contabilizan exclusivamente como casos de COVID-19 los confirmados por PCR o por la prueba Elisa, pero no por otros test, como los de anticuerpos. La modificación responde en exclusiva al criterio adoptado por el Ministerio de Sanidad y se aplica a todas las comunidades autónomas.

Por lo que se refiere a este jueves, el Gobierno asturiano, de acuerdo con ese criterio ha informado de 311 fallecidos a lo largo del miércoles, pero el informe del Ministerio de Sanidad tenía uno menos y se quedaba en 310.

El diputado de Foro Asturias, Adrián Pumares, dijo que ese "baile de datos" resulta chocante y no permite crear un clima de confianza. "Estoy totalmente de acuerdo con usted", contestó Pablo Fernández, que admitió que no ayuda el hecho de que resulte difícil explicar las cifras a la población. El cambio a la hora de contabilizar los fallecimientos, ha insistido, ha sido planteado por el Ministerio buscando "homogeneizar" las cifras que les llegan de las distintas comunidades.