23 de octubre de 2019
29 de julio de 2009

Feve reducirá impacto ambiental con la sustitución de trenes de tracción diésel por unidades eléctricas

En los tramos regionales del corredor Asturias- Cantabria-Vizcaya

SANTANDER, 29 Jul. (EUROPA PRESS) -

La electrificación de los tramos regionales del corredor Asturias- Cantabria-Vizcaya que desarrolla Feve permitirá reducir el impacto ambiental ya que la sustitución trenes de tracción diésel por unidades eléctricas o locomotoras de tracción dual (eléctrica y diésel) permitirá eliminar la emisión de gases y aminorar la contaminación acústica de las locomotoras diésel.

Según una información de la compañía, recogida por Europa Press, con esta actuación Feve conseguirá, además, optimizar el uso de su material rodante, pues las unidades eléctricas de viajeros dejarán de estar aisladas en sus respectivos núcleos electrificados de Cercanías de Asturias, Cantabria y Vizcaya, y podrán desplazarse entre los distintos territorios.

El conjunto de los trabajos se divide en dos grandes tramos: Infiesto-Cabezón de la Sal (Asturias y Cantabria) y Orejo-Aranguren (Cantabria y País Vasco), con un total de 204 kilómetros de nuevas líneas electrificadas.

El pasado 23 de julio, el Consejo de Administración de Feve aprobó las obras correspondientes a las subestaciones y telemandos del tramo Infiesto-Arriondas con una inversión de casi 3,5 millones de euros.

Dichas actuaciones forman parte de la electrificación del tramo Infiesto-Arriondas, enmarcado a su vez en la completa electrificación de los tramos regionales del corredor Asturias-Cantabria- Vizcaya.

Según destaca la compañía, el corredor Asturias-Cantabria-País Vasco es un eje "estratégico" para Feve al soportar un porcentaje muy elevado del total de las mercancías transportadas por la empresa. A los trenes de mercancías se suman las unidades regionales de viajeros, que actualmente circulan con tracción diesel.