10 de diciembre de 2019
  • Lunes, 9 de Diciembre
  • Domingo, 8 de Diciembre
  • 9 de diciembre de 2009

    Una publicación del OSE dedica un capítulo al proyecto de desarrollo sostenible del Valle del Nansa

    SANTANDER, 9 Dic. (EUROPA PRESS) -

    El estudio 'Patrimonio natural, cultural y paisajístico', realizado por el Observatorio de la Sostenibilidad de España (OSE), incluye un capítulo dedicado al Valle del Nansa. En concreto, se trata del apartado 'Un proyecto de desarrollo sostenible para el Valle del Nansa (Cantabria) basado en el patrimonio territorial y el paisaje', realizado por el catedrático de Geografía Humana de la Universidad Autónoma de Madrid, Rafael Mata.

    La propuesta de desarrollo territorial para el valle del Nansa que aborda se incluye en el programa 'Patrimonio y Territorio', promovido y patrocinado por la Fundación Marcelino Botín (FMB) y se fundamenta en la concepción del patrimonio territorial como base del desarrollo.

    El programa, que arrancó hace tres años como una nueva línea de actuación de la FMB, tiene como finalidad el desarrollo sostenible de Valle del Nansa (de 500 kilómetros cuadrados y algo más de 3.000 habitantes) a partir de sus propios recursos naturales, económicos --especialmente forestales y ganaderos--, culturales y paisajísticos, articulados en una propuesta global de intervención.

    La actuación parte de un sentido patrimonial del territorio, en el que se incluye el paisaje, que se incorpora a las estrategias e iniciativas del plan de acción, ya redactado. En este sentido, la gestión de los recursos patrimoniales se entiende como base del desarrollo territorial y de revalorización económica, además de como revitalizador social.

    La iniciativa, en la que además de la Fundación Botín participan un grupo de especialistas, los alcaldes y el Gobierno de Cantabria, se ha estructurado en seis fases y hace del Valle del Nansa "un banco de pruebas, una especie de laboratorio, conservatorio y observatorio de los valores y las dinámicas de determinados territorios de montaña y de las acciones integradas que propone", señala Mata.

    El Plan se ha diseñado siguiendo cuatro grandes ejes estratégicos que buscan "un renovado modelo de desarrollo sustentado en la defensa y puesta en valor del patrimonio territorial del valle. Un patrimonio compatible y que ha de fortalecerse funcionalmente con la innovación y la competitividad en calidad y autenticidad de las actividades productivas tradicionales y emergentes, y con una propuesta de activación cultural".

    A medida que progresaba el ejercicio de análisis y de diagnóstico, se emprendieron estudios y acciones como el inventario y sistematización del patrimonio industrial del Valle; el catálogo de Invernales en el término municipal de Lamasón; el estudio sobre la toponimia del Valle; y el análisis de la caminería histórica.

    La intervención en el núcleo de San Mamés, en el municipio de Polaciones, ya iniciada "con la ambición de constituir una intervención ejemplar", incluye la restauración integral de su iglesia parroquial y de las antiguas escuelas, así como un levantamiento completo de todo el núcleo con sus montes, prados, tierras, los edificios y elementos que constituyen su singular conjunto arquitectónico.

    Este levantamiento completo, el estudio de su tipología arquitectónica, de su trama urbana y rural, así como de su realidad histórica especial permitirán efectuar "una simulación de como debería crecer sin perder su identidad, si tuviera necesidad de hacerlo, un núcleo tan singular o cualquiera de los muchos de media ladera que existen en el Valle o en otras áreas de montaña de Cantabria", explica Mata.