19 de octubre de 2019
  • Viernes, 18 de Octubre
  • 8 de mayo de 2018

    Abril fue muy cálido y normal en precipitaciones en Cantabria

    Abril fue muy cálido y normal en precipitaciones en Cantabria
    EUROPA PRESS - ARCHIVO

    SANTANDER, 8 May. (EUROPA PRESS) -

    Cantabria ha cerrado un mes de abril de contrastes climatológicos que finalmente resultó muy cálido y normal en precipitaciones, según el avance climatológico que ha facilitado hoy la Delegación Territorial en Cantabria de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

    Así, abril fue muy cálido en toda la región, salvo en el valle del Nansa y en zonas altas de Liébana, Campoo y Valderredible; y normal respecto de la precipitación recibida puesto que solo el interior de Liébana se quedó por debajo de la cantidad esperada y el mes resultó seco.

    Abril ha sido un mes de contrastes, que resultó finalmente muy cálido y recogió precipitaciones en torno a la cantidad esperada o normal. Empezó con viento del sur que hizo subir las temperaturas hasta valores por encima de lo normal y dejó escasas precipitaciones los primeros días.

    Después, hasta mediado el mes, predominó la llegada de vientos de procedencia marítima que hicieron descender notablemente la temperatura y encadenaron distintos episodios de precipitaciones que dejaron en algunas estaciones cantidades significativas, como los 42 litros por metro cuadrad en Ramales el día 11, o los 56 en Villacarriedo-Santibáñez el día 13.

    Pasadas las lluvias predominaron las altas presiones y subieron las temperaturas notablemente, superando en toda la región los 25 grados centígrados, que llegaron a 30,1 en Tama y a 31,1 en Ramales.

    La tercera decena volvió a predominar el flujo marítimo con algunas precipitaciones escasas y las temperaturas descendieron progresivamente. Los últimos días, el paso rápido de una borrasca por el Cantábrico trajo a la región un temporal de viento, frío y precipitaciones casi invernal, que ocasionó nevadas por encima de 1.100 metros y temperaturas mínimas por debajo de 5 grados en zonas altas.

    El viento ha recorrido 928 kilómetros en abril en el aeropuerto de Santander, apenas un cinco por ciento más de lo que se considera normal en este mes.

    Abril estuvo ligeramente menos soleado de lo normal. Brilló el sol durante 149 horas, ligeramente por debajo de las 153 horas que brilla en promedio en este mes.

    Sobre la región se detectaron más de 600 descargas eléctricas en diez días de tormenta. El mayor número el día 22, y la mayor actividad en la zona pasiega y el límite con Vizcaya.

    En cuanto a los valores extremos, la temperatura máxima más alta fue de 31,1 grados centígrados el día 18 en Ramales, mientras la mínima más baja fue de -4,2 grados el día 10 en Alto Campoo.

    La máxima precipitación recogida en 24 horas han sido 60 litros por metro cuadrado el día 11 en Alto Miera (Soba); y la racha máxima fue de 126 kilómetros por hora el día 3 en Alto Campoo.

    Para leer más