27 de mayo de 2019
30 de enero de 2010

La Coordinadora de ONGD agradece la solidaridad del pueblo cántabro pero advierte de la necesidad durará años

Decenas de personas participaron en el acto solidario, deslucido por la lluvia

SANTANDER, 30 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Coordinadora cántabra de ONGD agradeció hoy, con un acto en la plaza del Ayuntamiento de Santander, la solidaridad del pueblo cántabro con Haití, pero advirtió de que la necesidad de este país continuará "durante muchos años".

En el evento, que comenzó pasadas las doce del mediodía, participaron decenas de personas, aunque se vio deslucido por la lluvia. Los asistentes se concentraron en torno a una larga bandera de Cantabria dispuesta en círculo, en la que estaban escritos los nombres de todos los municipios de la región. Igualmente, se podían ver algunas pancartas del colegio Kostka en solidaridad con Haití, y banderas de otros países, entre ellas la haitiana.

El presidente de la Coordinadora, José Carlos Ceballos, explicó que con este acto se pretende "agradecer la solidaridad que ya hemos comprobado por parte de la sociedad de Cantabria y de bastantes de las instituciones de la región", pero también recordar que la solidaridad y la ayuda "siguen siendo muy necesarias" porque la necesidad del pueblo haitiano continuará "desgraciadamente, durante muchos años".

"Estamos contentos de haber podido comprobar una vez más que la sociedad de Cantabria es solidaria, pero desde las ONGs se quiere animar a que la gente continúe haciendo efectiva esa solidaridad porque va a ser una labor de años la reconstrucción de Haití", recalcó.

En este sentido, advirtió que no se puede olvidar al pueblo haitiano "una vez que ya no esté en la primera plana de los periódicos".

Ceballos subrayó que la Coordinadora, al igual que las ONGs que la conforman y que trabajan directamente en Haití, "desde el minuto cero" se han ocupado de la ayuda de emergencia y continuarán con la de postemergencia y con las labores de reconstrucción del país.

Durante el acto solidario, bajo el lema 'Cantabria con Haití', hubo un momento de silencio en solidaridad con las víctimas y se dio lectura a un manifiesto en el que se apeló a la "solidaridad" ciudadana y la "responsabilidad" institucional con un país "que lejos de mejorar, empeora".

En el escrito, que leyó Manuela Cobo en representación de las ONGs, se subraya que es "imperativa" la anulación de la deuda externa del estado más pobre de Latinoamérica y la revisión de las políticas comerciales y económicas que "vienen asfixiando al país durante décadas e impidiendo su desarrollo".

Por otra parte, el manifiesto aclara que el trabajo que las ONGD de Cantabria están llevando a cabo en Haití está "sujeto a controles para garantizar su transparencia".

Según explicaron representantes de la Coordinadora de ONGD, el país caribeño ocupa actualmente el puesto 108 en el índice de desarrollo del Programa de las Naciones Unidades para el Desarrollo y el 65 por ciento de la población vive por debajo del umbral de pobreza.

Un 80 por ciento de los haitianos no tiene trabajo y el 90 por ciento no cuentan con acceso a la salud. De hecho, un 47 por ciento de los ciudadanos del país sufren desnutrición crónica y un 60 por ciento muere por VIH-Sida, la tasa más alta de todo el Caribe, según los datos la Organización Mundial de la Salud.

Además, aproximadamente el 80 por ciento de los niños no va al colegio y la esperanza de vida de los haitianos no supera los 50 años.

Se trata de una "injusta realidad social" que se ha visto "agravada" por el terremoto y, por eso, las ONGD cántabras invitan a los ciudadanos de la región a mostrar su solidaridad con Haití con aportaciones en las diferentes cuentas que mantienen abiertas varias de las organizaciones.