6 de marzo de 2021
7 de octubre de 2009

Cientos de delegados de CCOO y UGT piden en C-LM retomar el diálogo social y defienden el trabajo decente

Pedrosa y Gil avisan a la patronal de que llevarán a cabo amplias movilizaciones si no se recupera el diálogo social

TOLEDO, 7 Oct. (EUROPA PRESS) -

Cientos de delegados sindicales de CCOO y UGT realizaron hoy asambleas, concentraciones y movilizaciones en las cinco capitales de provincia de Castilla-La Mancha con mitivo de la Jornada Mundial por un Trabajo Decente convocada por la Confederación Sindical Internacional (CSI), en las que reclamaron, entre otros asuntos, la urgencia de retomar el diálogo social.

Los secretarios regionales de CCOO, José Luis Gil, y UGT, Carlos Pedrosa, asistieron a la concentración convocada en Ciudad Real, a la que acudieron unas 300 personas, y donde avisaron a los responsables de la patronal española y castellano-manchega que llevarán a cabo "amplias movilizaciones" si no se recupera el diálogo social y se vuelve a la senda del acuerdo en las relaciones laborales.

En el ámbito regional, los dos dirigentes sindicales señalaron que la Confederación de Empresarios de Castilla La Mancha (CECAM) tiene bloqueada la negociación colectiva, con 80.000 trabajadores de la comunidad autónoma que no han visto actualizadas sus tablas salariales y 20 convenios colectivos que no han sido renovados.

Para José Luis Gil, hay razones más que suficientes para que los trabajadores se manifiesten en las calles para exigir que la actual actitud de intransigencia de la patronal cambie, ya que puede y debe hacerlo.

Por su lado, Pedrosa recordó que el modelo laboral española está basado y tiene como referente la negociación colectiva y que sí esto se rompe se genera un elemento de conflicto. En su opinión, no es de recibo que los trabajadores, que ya están sufriendo las consecuencias de la crisis económica con el desempleo, también la acaben pagando con pérdida de salarios y de derechos.

En Toledo, unos 500 delegados de CCOO y UGT, según los organizadores, se concentraron en la Plaza de Zocodover para reivindicar la necesidad de que la patronal desbloquee la negociación colectiva manteniendo el poder adquisitivo de los trabajadores.

MINUTO DE SILENCIO

Los manifestantes, que portaban una pancarta que versaba "Basta de accidentes en el trabajo", guardaron un minuto de silencio antes de comenzar el acto, en recuerdo de los trabajadores muertos en accidentes laborales, y en especial, al trabajador de 51 años que falleció este martes en la localidad de toledana de Mora al quedar atrapado tras caer al interior de un husillo sinfín.

El secretario provincial de UGT, Rubén Martín, afirmó que "está justificadísimo que salgamos aquí a decir que la salud laboral es fundamental y a reivindicar un trabajo decente, que algunos no lo pueden disfrutar, por ahora". A su juicio, "hay que cambiar la mentalidad de los empresarios" y reprochó a la CEOE que esté anclada en unos postulados que "han roto el diálogo social".

Por su parte, el secretario provincial de CCOO, Jesús García Villaraco, dijo a los delegados allí reunidos que "frente a la crisis, unidad de todos los trabajadores" y avisó de que "no es cierto que la crisis haya pasado y de que se estén viendo brotes verdes en la economía, ya que vamos a seguir cayendo en PIB y en los próximos meses vamos a seguir viendo como crece el desempleo".

Al mismo tiempo, en Albacete, cerca de medio centenar de delegados sindicales participaron en la jornada. El secretario regional de acción sindical de UGT, Pedro Jesús de la Cruz, señaló que son tres los elementos que quieren resaltar en esta jornada, como es "empleo de calidad, protegido y con derechos; que el origen inicial de la crisis actual a consecuencia de un sistema financiero injusto cuya única mira es el beneficio máximo, y el avanzar en un modelo productivo mas justo".

Asimismo, el secretario provincial de CCOO, Francisco de la Rosa, invitó a la movilización, al tiempo que hizo un llamamiento tanto al Gobierno como a los empresarios, de quienes dijo que están bajo el dictado de un "auténtico sinvergüenza", en referencia al presidente de la CEOE, Gerardo Diaz Ferrán.

CONVENIOS POR FIRMAR

Cerca de cien personas se concentraron además frente a la Subdelegación del Gobierno en Cuenca, donde el responsable provincial de CCOO, Pedro Lucas, criticó que los trabajadores están desprotegidos porque a nivel nacional, faltan 1.500 convenios por firmar y reclamó para 2010 un acuerdo nacional para la negociación colectiva a fin de evitar que el año que viene ocurra lo mismo.

Lucas insistió en que la falta de convenios perjudica directamente a los trabajadores que se ven afectados tanto en sus condiciones salariales como laborales. "Cuando nosotros nos sentamos a la mesa en un convenio colectivo es para mejorar las condiciones de los trabajadores año tras año; unas veces, en las situaciones de bonanza, se mejoran más y en situaciones de crisis, se mejoran menos, siempre intentamos que el trabajador no pierda nunca poder adquisitivo, y esto ahora no está ocurriendo".

Por su parte, el secretario provincial de UGT, Germán Cuadros, pidió a los empresarios que bajen al nivel de los trabajadores y se pongan a negociar, tanto a nivel nacional como en Cuenca, donde hay tres convenios pendientes, el de la madera, el de transportes y el del campo, recordó.

Respecto al día del Trabajo Decente, corroboró que muchos empresarios están empleando la crisis para presionar a los trabajadores. "Desgraciadamente se oye de vez en cuando eso de que estas son lentejas --según los empresarios-- o las tomas o las dejas, por lo tanto las condiciones laborales están un poquito por debajo de lo que estaban cuando había bonanza", aseveró.

Por último, ya por la tarde, en Guadalajara, entre 150 y 200 personas se concentraron en la plaza de Santo Domingo de Guadalajara con motivo del Día Mundial del Trabajo Decente, convocatoria en la que los secretarios provincial de CCOO, José María Rey Campano y UGT, David Pinillo, defendieron la garantía del poder adquisitivo de los trabajadores y han criticado duramente a la patronal.

"Es un atentado contra los trabajadores lo que está haciendo la CEOE. Por ello estamos aquí, y para pedir a los gobiernos que tienen que actuar con contundencia contra estos indecentes que nos están llevando a esta situación", afirmó José María Rey Campano, secretario provincial de CCOO en Guadalajara durante su intervención.

Este es el segundo año que "celebramos esta concentración en la plaza de Santo Domingo por el trabajo decente, una jornada mundial que este año tiene un dato específico y es que es el principio de las movilizaciones que se van a celebrar durante este otoño y que van a concluir con una gran movilización si las cosas no cambian y si los empresarios no cambian de actitud ante la negociación colectiva", dijo Campano.

"Estamos aquí para reclamar a los empresarios que abandonen sus pretensiones de abaratar costes, reduciendo salario, empleo y condiciones laborales", afirmó en su intervención David Pinillo, secretario provincial de UGT.