12 de noviembre de 2019
  • Lunes, 11 de Noviembre
  • 29 de julio de 2009

    La Demarcación de Carreteras de C-LM se encargará del proyecto de la A-40 entre Cuenca y Teruel

    Destaca que hoy se inaugura el primero de los tres tramos de la autovía Levante- Extremadura que se abrirán este año

    CUENCA, 29 Jul. (EUROPA PRESS) -

    El consejero de Ordenación del Territorio y Vivienda, Julián Sánchez Pingarrón, anunció hoy en Cuenca que la Demarcación de Carreteras de Castilla-La Mancha se encargará de los trámites técnicos de la autovía A-40 entre Cuenca y Teruel.

    A preguntas de los medios, tras firmar convenios con varios municipios de la provincia, Sánchez Pingarrón afirmó que Fomento confirmó el pasado lunes que la demarcación castellano-manchega será la responsable de pilotar el proyecto.

    El consejero recordó que Fomento ya ha ordenado el estudio informativo del trazado que uniría la capital conquense con la turolense. Además, añadió que pronto será la demarcación castellano-manchega la que pilote este proyecto y realice los estudios de la vía en las tres Comunidades Autónomas afectadas por la A-40, esto es Valencia, Aragón y Castilla la Mancha.

    "Serán ellos los que hagan ese seguimiento por lo que vamos a tener mucha más cercanía desde el punto de vista de interlocución, para que esa autovía vaya con la celeridad y el interés que le estamos poniendo desde Castilla la Mancha", apuntó Sánchez Pingarrón.

    AUTOVÍA LEVANTE-EXTREMADURA

    De otro lado, el consejero se pronunció sobre el hecho de que el secretario de Estado de Planificación e Infraestructuras, Víctor Morlán, inaugure esta tarde uno de los tres tramos de la autovía A- 43, que se abrirán a lo largo de este año 2009.

    El consejero de Ordenación del Territorio y Vivienda destacó que el nuevo tramo mejorará las comunicaciones por autovía entre los municipios de la región y ensalzó que conectará por autovía Toledo y Albacete.

    Además, explicó que el trazado contempla la unión de Villarrobledo con la N-301 en San Clemente y la comunicación desde Tomelloso con la AP-36 a la altura de este municipio conquense.

    El consejero hizo hincapié en que la A-43 está creando un corredor en el que intervienen tres provincias y "puede tener un gran potencial económico desde el punto de vista de la localización, de instalaciones empresariales y de la localización de empresas dedicadas a la logística".

    El tramo que se inaugura esta tarde entre Villarrobledo y San Clemente tiene 24 kilómetros y ha tenido un presupuesto de 65 millones de euros.

    Por último, Sánchez Pingarrón destacó que este año "asistiremos a un verdadero cambio de la estructura de nuestras comunicaciones por autovía; lo que era el paso de las autovías radiales que si bien nos ayudaba a comunicarnos con Madrid y con la periferia, no permitía vertebrar bien la región y ahora está pasando a ser una red muy mallada que ayuda no sólo a las comunicaciones con las regiones limítrofes, sino también a las comunicaciones internas de Castilla-La Mancha".