22 de noviembre de 2019
  • Jueves, 21 de Noviembre
  • 30 de noviembre de 2009

    El proyecto del remonte mecánico de Safont de Toledo incluirá un paseo peatonal desde la Estación de Autobuses

    TOLEDO, 30 Nov. (EUROPA PRESS) -

    El alcalde de Toledo, Emiliano García-Page, anunció hoy, durante la inauguración de las obras de acerado de varias calles del barrio de Covachuelas, que el proyecto del Ayuntamiento y la Junta de Comunidades de Castilla La Mancha para la realización del remonte mecánico de Safont, incorporará, además un paseo peatonal desde la Estación de Autobuses hasta esta misma zona.

    Además, avanzó que las negociaciones con los propietarios de las viviendas para la creación de una plaza pública en Puerta del Vado se están basando en conversaciones "amables y distendidas".

    García-Page aseguró que la zona del Salto del Caballo soporta el 80% del tránsito y que se trata de una zona de expansión de la ciudad en la que "se han hecho pocas cosas a lo largo de mucho tiempo".

    El alcalde consideró que la zona de Safont, que será una de las principales entradas a la ciudad, "es una zona céntrica que se ha quedado en el puro centro de comunicación y que, además, ha tenido unas dosis de abandono considerables". Por ello, se mostró satisfecho de las obras de remodelación de acerado y reordenación del tráfico, ejecutadas en la zona, porque "la presión automovilista ha cambiado de modo notable".

    Por otro lado, el alcalde aseguró que las conversaciones con los vecinos propietarios de inmuebles de la Puerta del Vado, para la realización en la zona de una plaza pública, se están llevando a cabo de manera "amable y distendida" y con una "previa buena disposición". Manifestó que este espacio público se realizará "en el medio plazo" e informó de que "básicamente es una familia la que está interesada".

    Por su parte el concejal de Gestión de los Servicios, Gabriel González, aseguró que las obras de renovación del acerado y la pavimentación de las calles Honda y Carreteros, han tenido como principal objetivo "no solo acerar sino reordenar el tráfico".

    "Parecen obras sencillas pero tienen su complicación porque la gente, cuando tocamos algo antiguo y rutinario, protesta por los cambios", señaló.

    Las obras de acerado y pavimentación de las calles Honda y Carreteros han costado 99.280, 55 euros y se han financiado a través del 'Plan E'.