18 de febrero de 2020
1 de junio de 2018

Sordo (CC.OO.) avisa de que la digitalización requiere reforzar el sistema de protección social

Sordo (CC.OO.) avisa de que la digitalización requiere reforzar el sistema de protección social
EUROPA PRESS

SITGES (BARCELONA), 1 Jun. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de CC.OO., Unai Sordo, ha opinado este viernes que la digitalización y la aplicación de las nuevas tecnologías a la economía productiva obliga a la formación permanente de los trabajadores para adaptarse y también hace necesario garantizar un sistema de protección social y la implantación de rentas mínimas para garantizar ingresos a quienes queden fuera del mercado laboral.

Lo ha dicho en la mesa redonda 'Algoritmos, inteligencia artificial y robots: impactos sectoriales y sobre la formación y el empleo' en la XXXIV reunión anual del Círculo de Economía en Sitges, en la que también han participado el rector de la Universitat Pompeu Fabra (UPF), Jaume Casals, y el jefe del servicio de cirugía gastrointestinal del Hospital Clínic de Barcelona, Antonio de Lacy, moderada por la presidenta de la Fundación Cotec, Cristina Garmendia.

Garmendia ha planteado que uno de los cambios más substanciales que va a provocar la digitalización será en la naturaleza del empleo y también en la cantidad de empleo disponible, y ha considerado que hay que empezar el debate, ya que de momento sólo se está tratando en un ámbito académico.

Según Sordo, la cuarta revolución industrial requiere dos elementos: "protección social y adaptabilidad permanente de habilidades, conocimientos y competencias".

Sobre el papel de los sindicatos en este nuevo entorno, Sordo ha admitido que hay que adaptar las reivindicaciones sindicales a las consecuencias del proceso de aceleración tecnológica, más allá de jornada y salarios, ya que la digitalización supone otro tipo de retos: "¿De qué te sirve pactar una jornada de 35 horas si llegas a casa y estás tres horas trabajando con el móvil o el ordenador?", ha ejemplificado.

"El sindicalismo tiene que abrir el perímetro de su actuación", ha sostenido, y ha considerado que los representantes sindicales deben llevar a cabo una acción más proactiva y no esperar a reaccionar a los problemas.

Al ser preguntado por el futuro del sindicalismo, Sordo se ha mostrado convencido de que los sindicatos de clase se van a mantener en el futuro, pese a que se está instalando una "especie de corporativismo" y la idea de un sindicato funcional para dar respuesta a los problemas concretos de cada empresa.

"Pero me atrevo a decir que el futuro del sindicalismo, y el sindicalismo al que aspira CC.OO., tiene que ser lo contrario", y ha insistido en la necesidad de adaptarse a las nuevas reivindicaciones de los trabajadores a la vez que mantenerse como elemento determinante a la hora de impulsar las políticas de empleo e interlocutar con los actores sociales y las administraciones.

SECTORES DESREGULADOS

Sordo ha pedido diferenciar los cambios que supone la digitalización en la economía productiva --que suponen una aceleración de mejoras tecnológicas y que requieren una adecuación del empleo-- del surgimiento de nuevos modelos ligados a la economía digital que no están suficientemente regulados y que "esconden a veces episodios de explotación de la actividad productiva".

"La digitalización de muchas actividades es un elemento potentísimo para mejorar la competitividad, pero no puede ser la coartada para desregular sectores", ha concluido.