4 de junio de 2020
1 de abril de 2020

UGT pide al TS rectificar por advertir de prevaricación si presos del 1-O se confinan en casa

El tribunal avisó a los funcionarios y equipos directivos ante un posible permiso

UGT pide al TS rectificar por advertir de prevaricación si presos del 1-O se confinan en casa
El líder de ERC, Oriol Junqueras, sale de la cárcel de Lledoners hasta el campus de la UVic-UCC en la localidad barcelonesa de Manresa para realizar labores de docencia, en Sant Joan de Vilatorrada (Barcelona, Cataluña, España), a 3 de marzo de 2020. - PAU VENTEO - EUROPA PRESS

BARCELONA, 1 Abr. (EUROPA PRESS) -

La sección de prisiones de UGT Catalunya ha pedido este miércoles una rectificación del Tribunal Supremo (TS) tras su advertencia de que los funcionarios de las juntas de tratamiento de las cárceles catalanas pueden incurrir en prevaricación si aprueban que los presos del 1-O pasen el confinamiento por coronavirus en sus casas.

En un comunicado, el sindicato critica que el tribunal pone en duda la profesionalidad de los trabajadores de prisiones, "además de amenazar con responsabilidades penales" a las juntas de tratamiento y a los equipos directivos de las cárceles.

El sindicato considera "gravísimo que el Alto Tribunal quiera influir mediante coacciones en las decisiones que los profesionales penitenciarios pueden tomar" y defiende la imparcialidad de los trabajadores.

Pide al Supremo "demostrar la máxima prudencia e imparcialidad" en sus declaraciones públicas y, de hacerlas, pronunciarse solo sobre hechos ya ocurridos y no antes de que los funcionarios tomen la decisión.

Así, UGT pide al tribunal que rectifique y apela a su presidente, Carlos Lesmes, para que "impida que continúen estas difamaciones y defienda la honorabilidad de los profesionales penitenciarios catalanes".

PRESOS CONFINADOS EN CASA

Ante la pandemia de coronavirus y para evitar su expansión en las cárceles, el Ministerio de Interior abrió la posibilidad de que los presos calificados en tercer grado, y en algunos casos los que tienen flexibilización y están en CIS o secciones abiertas, pudieran confinarse en sus casas y no pasar ninguna noche en prisión.

La Generalitat negó en un primer momento que la medida se pudiera aplicar a los internos en segundo grado --como los presos del 1-O--, si bien incrementó el número de presos en tercer grado que pueden pasar el confinamiento en su casa para evitar entradas y salidas de los centros y posibles propagaciones del virus.

El martes, el Govern anunció que las prisiones catalanas estudiarán aplicar la medida --artículo 86.4 del Reglamento Penitenciario-- también a los presos clasificados en segundo grado y con el 100.2, a lo que siguió la advertencia del Supremo de una posible prevaricación si ese permiso se concedía a los presos del 1-O.