30 de octubre de 2020
17 de septiembre de 2020

Ceuta limita a padres, abuelos y hermanos de los comulgantes la asistencia a las Primeras Comuniones

CEUTA, 17 Sep. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Sanidad del Gobierno de Ceuta, Javier Guerrero (PP), ha firmado este jueves un decreto que se publicará mañana en el Boletín Oficial de la Ciudad Autónoma para limitar la asistencia a las Primeras Comuniones que desde el sábado y hasta finales de octubre se celebrarán en las parroquias locales a los padres, abuelos y hermanos de los comulgantes, con el fin de minimizar los riesgos de propagación del coronavirus en este tipo de ritos.

Además, el Ejecutivo regional está preparando otro decreto que prohibirá que en las celebraciones posteriores se den cita más de 50 personas si tienen lugar en espacios cerrados o por encima de 75 si se desarrollan al aire libre. Siempre es imprescindible solicitar autorización previa a la Consejería, que el pasado fin de semana no dio permiso para eventos que preveían contar con cerca de 200 invitados.

La autoridad sanitaria autonómica ha establecido que las Primeras Comuniones solo podrán congregar a un máximo de 14 niños en cada ceremonia, hasta 25 en el caso de que se realicen al aire libre.

El aforo de los templos deberá limitarse al 75 por ciento de los asientos con padres, hermanos y abuelos como únicos asistentes y "procurando que la entrada y salida se haga de forma escalonada para evitar las aglomeraciones". Dentro habrá que mantener una distancia interpersonal de seguridad de 1,5 metros entre los asistentes "salvo que convivan en el mismo domicilio".

Las parroquias estarán obligadas a contar con felpudos humedecidos en una solución de agua y lejía y poner a disposición de los asistentes dispensadores de gel hidroalcohólico en lugares accesibles y visibles. En las tareas de limpieza y desinfección se prestará especial atención a las zonas de uso común y a las superficies de contacto más frecuentes, como reclinatorios y bancos, limitándose "al menor tiempo posible" la duración de la celebración.

El párroco oficiante deberá al inicio de la ceremonia de las medidas de seguridad e higiene que se deberán respetar, y al ser una celebraciones susceptibles de saludos y felicitaciones se debe recordar que no está permitido el contacto personal, salvo entre familiares y convivientes, y tampoco tocar o besar objetos de devoción.

Durante el acto será obligatorio el uso de la mascarilla por parte de todos los asistentes y, debido a la situación sanitaria, la distribución de la Comunión se hará en la mano de los fieles que acudan a recibirla, informando a quienes deseen recibirla directamente que deberán esperar al final de los comulgantes. Estas condiciones se harán extensivas al resto de celebraciones religiosas, como bodas y bautizos.

El número de casos activos de coronavirus en Ceuta no ha dejado de crecer desde principios de agosto y durante esta semana, cuando se ha estabilizado en el entorno de 130, tocó techo desde la declaración del estado de alarma al llegar a 134. Durante las últimas tres semanas se han registrado cinco fallecimientos en la ciudad y actualmente hay cinco contagiados hospitalizados, dos en Urgencias, otros tantos internados en planta y uno ingresado en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI).

Para leer más