19 de enero de 2020
  • Sábado, 18 de Enero
  • Viernes, 17 de Enero
  • 10 de diciembre de 2019

    Rosalía y sus uñas, ¿cómo mantenerlas? ¿son buenas?

    Rosalía y sus uñas, ¿cómo mantenerlas? ¿son buenas?
    Rosalia y sus uñas - JOSEFINA BLANCO - ARCHIVO

    MADRID, 10 Dic. (CHANCE) -

    Rosalía se ha convertido un fenómeno de masas no solo a nivel nacional sino a nivel internacional también... Su estilo ha cautivado a millones de seguidores y ha dividido a la crítica. Este 10 de diciembre ha abierto la puerta grande del Wizink Center e Madrid.

    Pero no solo ha cautivado la música de esta catalana, su estilismo también. Rompedora con sus dientes por utilizar grillz (o fundas) algo que no es de lo más recomendable, también lo es por sus looks excesivos imposibles de describir y sus uñas decoradas al extremo, todo un 'nail art'.

    Con más de 7.200.000 seguidores y casi un millón de likes en cada post en instagram, se ve que es una generadora de tendencias y que sus modas pueden arrastrar a esos fans tan incondicionales. De la misma forma que preguntamos y os hablamos de la tendencia de los grillz de sus dientes, hemos querido saber más de estas uñas tan largas que luce, de si son recomendables o no, y sobre todo como mantenerlas. ¿Cómo y dónde conseguir unas uñas como Rosalía?

    Te puede interesar leer: Rosalía y su moda tan peligrosa de lucir fundas en los dientes

    Elena Daudova, de origen ruso, junto a su hija, es la creadora de Daudova Beauty, el salón nº1 en uñas acrílicas de calidad, con 17 años de trayectoria en el sector, ubicado en pleno Barrio de Salamanca de Madrid. Prueba de ello son los numerosos premios y reconocimientos que ha recibido Elena Daudova.

    Aunque anteriormente tuvo otras localizaciones, el actual salón abrió sus puertas en el año 2015 y entre sus tratamientos de manicuras y pedicuras, destaca el servicio de uñas acrílicas.

    Para Daudova es fundamental cuidar de la salud de las uñas tanto de manos como de pies, proporcionando soluciones para uñas deterioradas o con anomalías de diversa índole.


    Además si te gusta hacerte o hacer las uñas, imparte cursos de manera individualizada desvelando así los pormenores de las técnicas utilizadas para sus servicios gracias a su dilatada experiencia profesional. El curso tiene una duración de 16 h y un coste de 450 € y puede ser un estupendo regalo para Reyes.

    P: ¿Los cursos son a nivel profesional o para hacerlos para hacértelo tú misma?

    ED: Los cursos son de dos tipos: tanto como para profesionales como para aquellos que no lo son.

    Disponemos de distintos niveles, desde un nivel de iniciación a uno de perfeccionamiento o formación continua.

    Además pueden ser en grupo o en individual.

    P: Vemos que Rosalía o la propia Lady Gaga se han convertido en un icono. ¿En qué benefician estas uñas? (Gente que se las muerde, o que las tienen deterioradas descascarilladas...) .

    ED: Las uñas acrílicas nos permiten resolver todo tipo de problemas como los mencionados anteriormente.

    Por ejemplo cuando se realizan labores de limpieza del hogar utilizamos productos desengrasantes y agresivos que hacen que las uñas pierdan su hidratación natural y se vuelvan secas y quebradizas. A través de los materiales para la manicura protegemos la placa de la uña de agentes externos.

    El material artificial es una protección ideal para las uñas dañadas, esto se puede comparar con los procedimientos dentales (se colocan coronas en los dientes dañados para protegerlos), y la placa de la una se puede fortalecer aún más con gel o acrilico.

    Además, los polímeros también se utilizan en odontología para rellenos, como en la industria de las uñas. Por lo tanto, usamos acrílico y gel no sólo en las uñas, si no también en la boca

    Desde un punto de vista emocional es importante tener unas manos cuidadas, esto añade seguridad y da información al interlocutor y por otra parte está la satisfacción personal de tener unas manos presentables.

    Desde un punto de vista terapéutico hacerse la manicura durante un tiempo prolongado, materiales de buena calidad y profesionales de buen nivel mejoran el crecimiento de la placa ungueal que permitirá después de un tiempo tener unas uñas presentables sin pintar.

    P: Vemos que hay celebrities como Nicky Minaj o Rihanna que las usan habitualemente. ¿Se resiente la uña con este tipo de tratamiento? ¿Se reblandece o crece de forma normal?

    ED: Las uñas crecen de forma natural y cuenta con sus propios métodos de protección. Aún así con un buen producto y sobre todo un buen profesional las uñas no se resienten.

    Por supuesto el seguimiento del tratamiento es muy importante. Se debería realizar cada 2 o 3 semanas dependiendo de la persona.

    P: ¿Hay que dejar respirar la uña en algún momento y no hacerse nada? ¿O no pasa nada?

    ED: Es uno de los mitos más extendidos. No es necesario porque las uñas no son una parte separada del cuerpo humano, los capilares del sistema circulatorio que se encuentran debajo del lecho ungueal proveen los nutrientes necesarios a esta, por lo que la uña no necesita 'respirar'.

    Como ejemplo personal llevo haciéndome las uñas acrílicas durante 17 años y mis uñas naturales están perfectamente sanas.

    Hay casos y casos, por lo que es muy importante el consejo profesional.

    P: ¿Atrás quedaron las uñas cortitas y cuadradas?

    ED: Cada año surgen nuevas tendencias o vuelven antiguas. Al fin y al cabo nos guiamos por los gustos de cada cliente.

    P: ¿Es una moda para quedarse?

    ED: Las profesionales de la manicura siempre hemos existido, así como clientes que han acudido religiosamente a sus citas.

    Creo que cada vez la gente presta más atención a la estética personal y sacarse partido. Así que sí, seguro que cada vez más gente gustará de hacerlo.

    P: Rosalía, Rihanna o Beyoncé pueden quizá mantenerlas por su estilo de vida pero... ¿Estas uñas, para el común de los mortales, no son difíciles de tener para luego realizar cosas en tu día a día?

    ED: Depende de los hábitos y costumbres del cliente. Por eso es importante adaptarse al cliente.

    Una vez hechas la sensación es como si fuese su propia uña, por lo que no resultan un inconveniente para el día a día.

    Además este tipo de uñas pueden durar de 2 a 5 semanas, por lo que es muy cómodo para tener las manos con un buen aspecto.

    CÓMO MANTENER LAS UÑAS ACRÍLICAS

    P: ¿Cuánto tiempo duran? ¿Se parten o se saltan por los lados?

    ED: Es algo que depende de cada persona. De su ph, de la placa de la uña... etc.

    Todo esto afecta al tratamiento o producto. Normalmente hablaríamos de 2 a 4 semanas que es cuando estos productos y por el propio uso de las manos empiezan a estropearse o cambiar.

    Para que no se partan o salten es imprescindible hacer el mantenimiento o los rellenos. Muchas veces influye la técnica del profesional que las realice.

    Yo, por ejemplo tengo que tomar la decisión a veces de rellenar o volver a hacer todas las uñas de nuevo si existe un levantamiento para que no se introduzca nada entre la uña y el producto aplicado.

    P: ¿Qué complicación tienen los diseños porque Rosalía lleva algunos muy recargados?

    ED: La complicación que se le quiera dar. Es todo tiempo e imaginación.

    Existen desde diseños simples y sencillos hasta los más complejos con dibujos, pedrería, terciopelo, etc.

    P: ¿Qué hay de los problemas que estamos viendo de personas que están teniendo problemas con las uñas de quemaduras, etcétera?

    ED: Hay mucha desinformación al respecto. Lo primero que ocurre es la proliferación de centros de uñas donde no se cumplen si quiera la normas básicas de higiene.

    Las uñas son parte de nuestro cuerpo como antes hemos hablado, por tanto, es importante la higiene, la calidad de productos y la profesionalidad.

    Es muy simple, el MMA, metacrilato de metilo, está prohibido. Lo que hacen estos mal llamados profesionales es utilizar monómeros con este tipo de componente tan dañino para abaratar costes.

    ¿Irías a ponerte una corona dental al mercado?, pregunta la reputada artista del nail art...

    Para leer más