28 de enero de 2020
21 de septiembre de 2019

Detenida en Alicante una mujer buscada por Francia por trata de personas para la explotación sexual

Detenida en Alicante una mujer buscada por Francia por trata de personas para la explotación sexual
Imagen de recurso de un agente de la Policía Nacional - POLICÍA NACIONAL

ALICANTE, 21 Sep. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Alicante a una mujer de 40 años sobre la que pesaba una Orden Europea de Detención y Entrega de Francia por un delito de trata de seres humanos con fines de explotación sexual. Le acusan de obligar a prostituirse a jóvenes para saldar la deuda contraída por viajar al país.

El Grupo I de la Unidad Contra las Redes de Inmigración y Falsificación (UCRIF) de la Comisaría de Alicante inició la investigación a raíz de la denuncia de una persona a la que la Tesorería de la Seguridad Social le solicitó una deuda por el impago de los seguros sociales de dos personas que constaban empleadas a su nombre, según han informado las fuerzas de seguridad en un comunicado.

Los agentes descubrieron que la documentación con la que se había dado de alta a los trabajadores estaba presuntamente falsificada. De igual manera, la perjudicada al parecer manifestó a los investigadores que había extraviado su documentación, con la que presumiblemente se había dado de alta fraudulentamente a los falsos trabajadores con el fin de realizar diferentes trámites y cobrar ayudas.

Cuando los policías identificaron a la sospechosa descubrieron que a su nombre constaba una Orden Europea de Detención y Entrega, por lo que procedieron a su inmediata detención.

La detenida se hallaba fugada de Francia y las autoridades francesas la buscaban desde enero de este año como autora de un delito de trata de seres humanos con fines de explotación sexual.

Los delitos que se le imputan a la fugitiva tuvieron lugar en Francia en el año 2017. Presuntamente, la mujer y otra persona regentaban un piso donde varias jóvenes eran obligadas a ejercer la prostitución para saldar la deuda que habían contraído al viajar a aquel país. La detenida se encargaba de la gestión del piso, la recolección del dinero, al tiempo que utilizaba su vehículo para el traslado de las víctimas.

Por estos hechos la detenida puede ser condenada a más de diez años de prisión en Francia. La detenida quedó a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de Alicante, desde donde se celebró una videoconferencia con el Juzgado Central de Instrucción número Cinco encargado de la decisión sobre la Orden de extradición.