5 de marzo de 2021
1 de febrero de 2020

El PPCV "tiende la mano" a Puig para sacar adelante la ley de función pública si se aleja del requisito lingüístico

El PPCV "tiende la mano" a Puig para sacar adelante la ley de función pública si se aleja del requisito lingüístico
El diputado del GPP, José Antonio Rovira, - PP - ARCHIVO

VALÈNCIA, 1 Feb. (EUROPA PRESS) -

El diputado autonómico del Grupo Popular en Les Corts José Antonio Rovira ha afirmado este sábado que el PPCV "está dispuesto a tender la mano" al presidente de la Generalitat, Ximo Puig, para "sacar adelante la Ley de Función Pública siempre que este se aleje de los postulados nacionalistas de Compromís y la exigencia del requisito lingüístico".

Rovira ha señalado que el PPCV "es un partido responsable y Puig lo sabe". En un comunicado, ha destacado que "fue gracias al PPCV que se pudo aprobar el pasado diciembre la enmienda sobre la interinidad de los Policías locales que Podemos votó en contra". "De esta forma, y gracias al PPCV se evitó que 1.500 policías se quedaran en la calle", ha agregado.

El diputado 'popular' ha recalcado que el PPCV "siempre ha apostado" por considerar el valenciano "un mérito y no un requisito, salvo para aquellos puestos dentro de la administración o la enseñanza en líneas en valenciano".

"No se puede hacer una Ley que sea excluyente, y eso es lo que quiere Compromís. Tal y como plantean la Ley una persona como Pedro Duque, que es ministro, ha sido número 1 del PSOE por Alicante y habla siete idiomas no podría ser funcionario si no acredita el valenciano. Es un disparate", ha defendido.

Rovira ha indicado que la Ley de Función Pública "no puede estar bloqueada por un componente lingüístico". A su juicio, los problemas de los funcionarios "van más allá, por ejemplo en el desarrollo de la carrera". "No se puede reducir todo a requisito lingüístico", ha insistido.

Así, el parlamentario ha indicado que los ciudadanos de la Comunitat Valenciana "no pueden ser quienes paguen los caprichos, rabietas y desencuentros del Botànic". "Este Consell no piensa en el bienestar de los ciudadanos, sino en quién podrá sacar pecho de los pulsos internos", ha apostillado.

"No puede discriminarse a los empleados públicos en su acceso o promoción por razón de lengua ni alejar a profesionales competentes por no tener el requisito", ha concluido.