21 de octubre de 2019
  • Domingo, 20 de Octubre
  • Sábado, 19 de Octubre
  • Viernes, 18 de Octubre
  • 9 de diciembre de 2014

    Hombres, mujeres & niños: El amor (o la infidelidad) en los tiempos de WhatsApp

    Hombres, mujeres & niños: El amor (o la infidelidad) en los tiempos de WhatsApp
    PARAMOUNT

    MADRID, 9 Dic. (EUROPA PRESS)

       Este viernes 12 de diciembre llega a los cines Hombres, mujeres & niños, la última película de Jason Reitman en la que el director de Juno y Up in the Air retrata cómo la tecnología ha transformado nuestra personalidad y la forma en la que nos relacionamos con nuestros familiares, con nuestros amigos y también, cómo no, con nuestra pareja.

       Este último punto, el de cómo Internet y las nuevas tecnologías han cambiado nuestros hábitos, no ya solo a la hora de comunicarnos con nuestro novio/a o esposo/a en el día a día, sino también de buscar pareja y enamorarnos e incluso de buscar infidelidades o "desahogos" a través de la red, es un aspecto que Reitman aborda de forma específica en una de las historias que componen ese certero puzle que es Hombres, mujeres y & niños. Lo hace a través del matrimonio que forman dos de sus personajes protagonistas: Don (Adam Sandler) y Hellen (Rosemarie DeWitt).

       Él es un hombre que ha visto cómo la llama de su matrimonio se ha ido apagando poco a poco hasta quedar totalmente extinguida. Ella, una mujer hastiada y agobiada por la rutina que necesita nuevas emociones. Son, en defenitiva, una de esas muchas parejas normales y corrientes que hace ya muchos años que se resignaron a cambiar la ilusión y la pasión por el aburrimiento y la frialdad. Un matrimonio en punto muerto en el que ambos, Don y Hellen, recurren a Internet como vía de escape.

       Don lo hace para satisfacer sus deseos sexuales, ya sea solo ante la pantalla del ordenador u acompañado en la habitación de un hotel. Hellen, busca en la red encontrar a alguien que despierte en ella esa pasión y el lado más salvaje que su marido no consigue desatar, quiere tener una aventura que le permita huir de su apatía, de su tediosa realidad.

      "Su matrimonio es un matrimonio típico: después de un tiempo, la pasión se extingue un poco. Existe el mito de la espontaneidad, pero hay que trabajárselo mucho, y creo que la principal cuestión para Helen y Don es hasta qué punto se van a comunicar y cuánta privacidad están dispuestos a concederse", afirma Rosemarie DeWitt. Tanto la actriz como Sandler coinciden en señalar que sus personajes solo buscan la felicidad "sin saber muy bien dónde encontrarla" y en lugar de afrontar sus problemas como pareja, huyen a través de Internet para buscar satisfacción, para cubrir los déficits de su relación en otra parte. Pero eso, como les ocurre a muchas parejas en la vida real, no significa que no sigan enamorados el uno del otro.

        "Cuando leí el guión, pensé que no estaba segura de que Helen siguiera estando enamorada de su marido, pero una vez en el plató y con Adam en el papel, me di cuenta de que claro que aún quedaba mucho amor en ese matrimonio", sentencia la actriz.

    ESPAÑA, CAMPEONA DEL MUNDO EN INFIDELIDAD

       No son pocas las parejas que hoy en día buscan a través de Internet no solo ya el placer carnal y la excitación de una aventura, sino también el cariño y la autoafirmación fuera de su matrimonio.  La historia de Hellen y Don, un matrimonio de Texas, que retrata Reitman en Hombres mujeres & niños es un caso paradigmático y casi universal... y más si hablamos de España.

       Y es que, según los datos de AshleyMadison.com, el portal de infidelidades por Internet por excelencia -una web que también tiene su momento de gloria en la película de Reitman- más de 1,3 millones de españoles son usuarios esta página de contactos extramatrimoniales. Una cifra que nos sitúa como el primer mercado europeo y el quinto mercado internacional de los 37 países en los que opera este servicio de esta red de contactos extramatrimoniales.

    Previa YoutubeCargando el vídeo....

       Pero* ¿qué buscan quienes recurren a este servicio? Según su último estudio el término más buscado por los españoles y las españolas a la hora de ligar es "sexo". A partir de ahí cada género tiene preferencias diferentes.  Después del "sexo", los hombres ofrecen una de cal y otra de arena. Así vemos como el segundo término más buscado de los varones es "amor" pero esta pincelada romántica se desvanece al comprobar que la tercera palabra más buscada es precisamente* "trío". "Aventura" se encuentra en cuarto lugar del ranking en el que junto a localizaciones de ciudades concretas aparecen términos como "dominación", "oral", "morenas" o "discreción".

       Si hablamos de mujeres, el segundo término en la búsqueda tras "sexo" es "mujer". Algo que se explica, según apuntan desde la web de citas, para dejar bien claro cuál es su género. El podio de los términos más buscados por ellas lo completa también "tríos", palabra a la que siguen términos como "amor", "negros", "sado", "sumisas" y "maduros". Coinciden con los hombres en que también buscan "tríos" (tercera posición), pero no le dan tanta importancia a la búsqueda del "amor" como ellos, ya que ese término ocupa la cuarta posición en su búsqueda.

    INTERNET Y EL MAPA DE LA INFIDELIDAD

       Si hablamos de ciudades, Madrid es la ciudad con más infieles de España con casi un 13 por ciento de todos los infieles de España. Le sigue, como era de esperar, Barcelona, donde se concentran el 8,5 por ciento de los infieles de nuestro país. Valencia y Sevilla con un 5,4 por ciento y un 5,1 por cierto respectivamente de los infieles, ocupan el tercer y cuarto lugar en el ranking de las ciudades con más porcentaje de infieles.

       Según apunta Christopher Kraemer, portavoz europeo de Ashley Madison, hay una "razón evidente" por la que las ciudades más grandes y pobladas son más infieles. "Es más fácil ocultar una infidelidad cuando tienes más lugares a los que ir y en donde nadie te reconozca, como es el caso de Madrid o Barcelona".

       En todo caso, las nuevas tecnologías son capaces ya no solo de cambiar la forma en la que buscamos pareja y nos relacionamos con ella, como refleja la película de Jason Reitman, sino también de transformar el 'mapa de la infidelidad en España'. Y es que,  apunta Kraemer, gracias a Internet y a páginas como la propia Ashley Madison "ciudades que no son tan grandes albergan cada día más infidelidades" ya que estas nuevas tecnologías "te permiten vivir tus aventuras de manera discreta y segura".