22 de mayo de 2019
9 de junio de 2008

Los Celtics vuelven a someter a los Lakers y se irán a California con 2-0 a favor en la serie

Los Celtics vuelven a someter a los Lakers y se irán a California con 2-0 a favor en la serie
REUTERS

BOSTON (ESTADOS UNIDOS), 9 Jun. (EUROPA PRESS) -

Los Celtics de Boston volvieron a hacer valer el factor campo y se impusieron (108-102) a Los Angeles Lakers en el TD Banknorth Garden, en un encuentro que los de Doc Rivers llegaron a dominar por 24 puntos en el último período y en el que estuvieron a punto de ver cómo los angelinos remontaban el encuentro.

El conjunto californiano, sabedor de la importancia de los triunfos a domicilio en las finales, salió muy concentrado al parquet, y pronto dispuso de las primeras ventajas en el electrónico (8-15, min.6), gracias a una buena circulación de balón en ataque y a un Gasol especialmente motivado e inspirado de cara al aro.

Sin embargo, los Celtics lograron reponerse, y gracias a los puntos de Ray Allen y Kevin Garnett -muy bien defendido todo el choque- igualaron la contienda al final del primer acto.

Sin embargo, a partir de ese momento los pupilos de Phil Jackson 'desaparecieron' del parquet, y fueron apabullados por unos Celtics donde destacó sobremanera la actuación del pívot suplente Leon Powe (21 puntos), que aprovechó sus numerosas visitas a la línea de personal para ir abriendo ventaja, y junto a Pierce -muy acertado en el tiro exterior- doblegaron a unos desdibujados Lakers, donde Gasol (13 puntos a la media parte) era el mejor.

LOS LAKERS, A PUNTO DE OBRAR UN MILAGRO HISTÓRICO

Tras la reanudación, los angelinos siguieron con su atasco ofensivo, en parte por el aumento de la intensidad defensiva de los locales, que espoleados por su público, pasaron por encima del conjunto de Phil Jackson, dirigidos por un sensacional Rondo (16 asistencias), y alcanzando el último cuarto con más de veinte puntos de renta (83-61), y el 2-0 prácticamente en la mano.

Cuando todo parecía que la fiesta 'Celtic' había puesto fin al encuentro, los Lakers comenzaron a hacer lo que no habían hecho durante los dos anteriores cuartos, y con un abrumador despliegue de recursos ofensivos comenzaron a reducir una renta que parecía inabordable (95-71 a falta de 8 minutos).

Así, los triples de Bryant (30 puntos, pero muy apagado hasta el último período) y Vujacic, la aportación de Radmanovic, y la buena lectura de juego de un Gasol (17 puntos y 10 rebotes) desasistido en la segunda mitad comenzaron a obrar el milagro.

De ese modo, lo imposible cobró forma real, y dos tiros libres de Bryant pusieron a los Lakers a sólo dos puntos a falta de 38 segundos ante la incredulidad local. Sin embargo, dos tiros desde la línea de Paul Pierce, el mejor de los locales con 28 puntos, esfumaron el sueño angelino, y colocaron un 2-0 que obliga a los Lakers a ganar todos sus encuentros en casa si quieren seguir teniendo esperanzas de lograr el anillo.