20 de octubre de 2019
  • Sábado, 19 de Octubre
  • 9 de diciembre de 2014

    Cardenal reitera el "firme compromiso" del Gobierno para la erradicación de los violentos de los estadios

    Cardenal reitera el "firme compromiso" del Gobierno para la erradicación de los violentos de los estadios
    EUROPA PRESS

    MADRID, 9 Dic. (EUROPA PRESS) -

    El presidente del Consejo Superior de Deportes (CSD), Miguel Cardenal, ha reiterado el "firme compromiso" del Gobierno en la erradicación de los violentos de los estadios de fútbol, después de los incidentes de Madrid Río, que se saldaron con el fallecimiento del hincha de los Riazor Blues Francisco Javier Romero Taboada 'Jimmy', 15 heridos y 21 detenidos.

    "Reitero el firme compromiso del Gobierno en la eliminación de conductas puntuales, pero que deben ser objeto del rechazo como el que debe seguirse contra los que amparan conductas violentas", comentó.

    Así se manifestó el secretario de Estado para el Deporte en la comparecencia conjunta de las comisiones de Interior y Educación y Deporte del Congreso de los Diputados, en relación a los incidentes del pasado 30 de noviembre en Madrid Río que se saldó con el fallecimiento del hincha de los Riazor Blues Francisco Javier Romero Taboada 'Jimmy', 15 heridos y 21 detenidos.

    Miguel Cardenal, que compartió su comparecencia en la Cámara Baja con el Secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez, destacó el ejemplo del Real Madrid, que ya fue "pionero" en la lucha contra la violencia, por la expulsión de 17 ultras de la Grada Joven, y las declaraciones de su técnico, Carlo Ancelotti sobre la "violencia verbal".

    También subrayó el esfuerzo del FC Barcelona por erradicar la violencia y la decisión del Atlético de Madrid por "enseñar la puerta" al Frente Atlético, que se escuda detrás de un escudo para generar actos violentos, así como la voluntad del Deportivo por cerrar de forma provisional la grada que habitualmente ocupaban los Riazor Blues en los encuentros de Liga y Copa contra el Málaga.

    Cardenal dijo que tanto el Atlético como el Deportivo "están librado su batalla con esfuerzo y determinación" para acabar con los violentos. "La repulsa y el hartazgo está generando acciones positivas por doquier. Es el momento, tiene sentido y vale la pena", afirmó el presidente del CSD, que solicitó a los grupos de la oposición a luchar de forma conjunta porque "sólo desde la unidad" este intento será "exitoso".

    "Este es un camino sin retorno, sin vuelta atrás por lo que acciones como la expulsión de los violentos por clubes como el Real Madrid y FC Barcelona es la única alternativa que contemplamos", comentó.

    El máximo responsable del Consejo aseguró que desde que llegó al cargo, en enero de 2012, ha sido "sensible" respecto a la violencia verbal en los estadios y que ha tratado de prevenirla a través de la Comisión Antiviolencia, y reiteró que lamenta que los informadores de los estadios no incluyan esos hechos en las actas para poder perseguirlas.

    "La violencia verbal es la antesala de la física y crea la semilla por la que los grupos ultras puede prosperar. Vamos a continuar con la línea de actuación para la sensibilización y definitiva erradicación de cualquier forma de violencia en los estadios", apuntó Cardenal, que recordó el cierre del campo del Llagostera por los gritos racistas contra el jugador del jugador del Racing de Santander Koné.

    Asimismo, recordó que en la reunión del pasado 4 de diciembre entre el CSD, la Liga de Fútbol Profesional y la RFEF se creó un Grupo de Trabajo que presentará, antes del 15 diciembre, las modificaciones ya aprobadas de la reglamentación deportiva que incluye, entre otros aspectos, el cierre parcial de sectores de los estadios, la pérdida de puntos de los clubes e, incluso, el descenso de categoría.

    También se denunciará a los informadores que no reflejen los hechos violentos en los estadios, la elaboración de un reglamento de venta de entradas, un listado de grupos ultras, la creación de un Director de Seguridad que coordinará con los responsables de los clubes la seguridad en los estadios, tornos con huella dactilar y la renovación de las cámaras de vigilancia.