3 de diciembre de 2020
23 de octubre de 2020

Koeman: "No espero a un Madrid vulnerable, al contrario"

Koeman: "No espero a un Madrid vulnerable, al contrario"
El entrenador del FC Barcelona, Ronald Koeman, en rueda de prensa - MIGUEL RUIZ/FC BARCELONA

"Al Madrid le toca ganar, pero no creo que les influyan sus derrotas"

"En un Clásico, la ayuda del público es tener casi un jugador más"

BARCELONA, 23 Oct. (EUROPA PRESS) -

El entrenador del FC Barcelona, Ronald Koeman, ha asegurado que no espera a un Real Madrid "vulnerable" para el Clásico de este sábado en el Camp Nou, pese a las dos últimas derrotas blancas, y cree que esos resultados no "influyen" en un duelo que espera complicado, más sin contar con el apoyo de la afición culé en la grada.

"Cuando cometes errores, quieres mejorar. No tiene sentido no tener motivación para mañana, para ningún equipo. El Real Madrid tiene experiencia, no espero un Madrid vulnerable, sino que espero lo contrario", manifestó en rueda de prensa.

Pese a la presión existente en cada Clásico, Koeman cree que el resultado "no depende" de lo hecho previamente. "Que el Madrid no haya estado a su nivel en los últimos partidos en casa, no quiere decir que venga un equipo de perfil bajo", aseguró del rival.

Tras perder contra Cádiz y Shakhtar Donetsk, espera a un rival crecido y con ganas, y necesidad, de ganar. "Es un equipo grande, sabe llevar la presión, y sabe que les toca ganar el partido, pero no creo que les influyan sus derrotas", concluyó al respecto.

"Seguramente no dejarán tantos espacios como ante Cádiz y Shakhtar. Esperamos un Madrid más compacto, con menos espacios. Es importante ver si Ramos estará o no, es uno de los mejores centrales, tiene personalidad en el campo y puede influir en el partido", opinó.

En cuanto a su equipo, aseguró no tener "ninguna queja" de sus jugadores, que abrieron la Liga de Campeones con victoria ante el Ferencváros (5-1) pero que perdieron ante el Getafe CF (1-0) en la última jornada de LaLiga Santander.

"Han demostrado mucha ambición y hambre, en todos los partidos. Hemos perdido el último partido, queremos reaccionar para dar un paso adelante, para ganar confianza y sobre todo para demostrar que estamos en el buen camino", se sinceró.

En este sentido, recalcó que es "importante" ganar. "Se aprende y se puede mostrar la confianza si ganas partidos. Los jugadores se lo merecen, por el trabajo que están haciendo cada día y por que demuestran mucha ambición. Y juegan con un sistema diferente a lo normal. Ganando partidos, para todos es más fácil", reiteró.

Por otro lado, respecto a las críticas de Piqué, en una entrevista publicada este viernes en La Vanguardia, a la gestión del 'caso Messi' de parte de la Directiva, aseguró que respeta su opinión y que lo haga ahora, siempre que rinda, como cree que hará, en el campo.

"Gerard lleva mucho años aquí, yo llevo tres meses. Tiene su opinión, la respeto. Y también es listo, sabe que si hace una entrevista de este tipo, sabe que mañana jugará y lo hará bien. Tiene experiencia como capitán, tiene su opinión y la respeto. Que el jugado esté metido en el tema, el partido, es lo importante y él lo está", manifestó.

Además, si este tema o el conflicto salarial entre plantilla y club afecta a sus jugadores, no tendrá problema en comentarlo a la cara. "No estoy preocupado por eso. Si veo que falta algo en los entrenamientos, voy directo a ellos. No ha influido, de momento", cerró.

En cuanto a Jordi Alba, en la convocatoria con el alta médica, le ve jugando el Clásico. "La última palabra la tiene el jugador, sabe si está en condiciones de jugar o no. Esperamos a ver si hay reacción al entreno de esta mañana, que ha sido positivo. Si no la hay, tiene muchas posibilidades de jugar", vaticinó.

LAMENTA JUGAR A PUERTA CERRADA

Koeman fue claro en cuanto a qué representa para el Barça, en este caso, jugar el Clásico a puerta cerrada. "Es un poco extraño en un campo tan grande no tener a nadie para ayudar e intentar crear un ambiente favorable al equipo local. En un Clásico, tener la ayuda del público es tener casi un jugador más en el equipo", opinó.

"El único cambio ahora es que no hay público, y es lo peor que puede pasarnos para un partido Barça-Madrid. Pero no ha cambiado mucho el Clásico (de su época a ahora), son dos grandes que siempre luchan por ganar títulos, y si alguno no lo consigue hay críticas y se habla de los entrenadores", relativizó.