29 de marzo de 2020
18 de diciembre de 2008

El Sevilla pierde y dice adiós a su torneo favorito

El Sevilla pierde y dice adiós a su torneo favorito
REUTERS

GÉNOVA (ITALIA), 18 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Sevilla perdió hoy (1-0) ante la Sampdoria, en el último partido del Grupo C de la fase de liguilla de la Copa de la UEFA, en un resultado que deja eliminado al conjunto sevillista del torneo que ha ganado en dos ocasiones consecutivas y al que, de este modo, dice un adiós tan prematuro como inesperado.

Los nervionenses, a los que les valía el empate para seguir adelante, tuvieron un contratiempo con la lesión, en el calentamiento, del defensa Squillaci, lo que propició la titularidad del canterano Prieto, mientras Luis Fabiano era el único delantero, con Renato de enganche.

Enfrente, la Sampdoria, a la que sólo le servía el triunfo, estableció un férreo sistema defensivo con cinco hombres, para salir a la contra, con Belluci y el ex madridista Cassano como amenazas en punta. El primer susto corrió a cargo del cuadro italiano, con un disparo de Pieri desde la frontal que desvió Palop, en una de sus ya habituales grandes paradas, en el minuto 9.

El Sevilla, por su parte, tiraba arriba la línea de presión y dominaba el cuero, porque, en realidad, la Sampdoria se lo dejaba para buscarle las espaldas. No en vano, el primer acercamiento serio de los sevillistas al portal rival se demoró hasta el minuto 33, cuando Luis Fabiano obligó a lucirse al meta Castellazzi, con un testarazo desde el punto de penalti.

Poco después era Jesús Navas quien no atinaba, por poco, para remachar un centro de Adriano desde la izquierda. Pero, en general, el partido respondía a lo esperado, con poco fútbol vistoso y la Sampdoria confiada en meter alguna de sus ocasiones para amarrar el resultado con el inevitable 'catenaccio'.

Y cerca estuvo de lograrlo al filo del descanso, cuando Sanmarco se quedó, tras una jugada en la frontal, solo delante de Palop, que volvió a salvar a su equipo.

La segunda mitad comenzó con un 'misil' de Navas desde fuera del área, que el portero local repelió con la manopla. La peor noticia, empero, se produjo en el minuto 53 cuando Konko volvió a lesionarse y dejó su sitio en la diestra a Mosquera. Sin embargo, la defensa de la Sampdoria empezaba a acusar el desgaste físico realizado y eso podía beneficiar al Sevilla.

Pero el fútbol italiano tiene sus reglas, y fue entonces precisamente cuando la 'Samp', guiada por Cassano, se lanzó en tromba sobre el portal de un Sevilla que, una veces por culpa de 'San Palop', otras por la de sus defensas, y otras por la poca puntería de los atacantes genoveses, mantuvo de milagro el cero en su casillero del marcador.

Se barruntaba la tragedia y, a falta de un cuarto de hora para la conclusión, llegó el mazazo, con una falta botada desde la derecha que se tragó la defensa hispalense, para que Bottinelli, entrado tras el descanso, empujara con el pecho el balón al fondo de la red. Capel tuvo aún el 1-1 en sus botas, pero en vez de pasar a Luis Fabiano, que estaba en posición franca, optó por tirar demasiado cruzado en el que, a la postre, fue el último acto peligroso del Sevilla este año en Europa.