24 de febrero de 2020
9 de septiembre de 2015

Una playa entera se volcó para salvar a un enorme tiburón blanco

DESCONECTA, 09 Sept.

La playa de White Crest, en Cape Cod, en la costa este de Estados Unidos, vivió este domingo una inusual escena cuando todos los bañistas que se encontraban en el lugar unieron sus fuerzas para organizar el rescate de un tiburón blanco, de más de cuatro metros de longitud y casi una tonelada de peso, que se había quedado varado en mitad de la playa.

El tiburón, aunque en estado crítico, todavía se encontraba con vida en el momento en que dos testigos del suceso, Robyn Schnaible y su marido, acudieron la mañana del domingo 6 de septiembre a la playa de White Crest para practicar surf. Lo que la pareja se encontró nada más llegar fue a una gran multitud de personas trabajando sin parar y de manera muy organizada para rescatar a un gran tiburón blanco que permanecía inmóvil en la arena.

La situación del animal era crítica, pero el afán de los bañistas y turistas por lograr que sobreviviera no melló ni un segundo. Varias personas se encargaban de echar agua al escualo con los cubos de plástico de juguete de los niños, mientras otros excavaban una zanja en la arena para que el agua salada del mar entrase a modo de canal y lo mantuviese mojado.

La idea de atar también una cuerda a la cola del animal era la de poder desplazarlo por la zanja abierta y devolverlo al mar con la ayuda de un barco situado al otro extremo de la cuerda. Por desgracia, el animal no logró remontar una vez en el agua.

Cargando el vídeo....