17 de febrero de 2020
4 de enero de 2008

Economía/Vivienda.- El Gobierno aprobará el próximo viernes nuevos incentivos para fomentar el mercado del alquiler

BARCELONA, 4 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Consejo de Ministros aprobará el próximo viernes la reforma del Plan de Vivienda 2005-2008 para flexibilizar las condiciones de acceso a las ayudas de 6.000 euros para los propietarios que saquen sus viviendas al mercado del alquiler, así como incentivos para que los promotores apuesten por la vivienda protegida.

Así lo anunció hoy la ministra de Vivienda, Carme Chacón, durante la visita a una residencia de la tercera edad de Esplugues de Llobregat (Barcelona), en la que precisó que, entre estas modificaciones, se incluirá un incremento de la superficie que han de tener las viviendas vacías que vayan a ser alquiladas para que los propietarios puedan optar a estas ayudas.

Chacón ya adelantó estas medidas durante una de sus comparecencias en la Comisión de Fomento y Vivienda del Senado, en la que precisó que Vivienda estudia aumentar los límites de precios máximos de las viviendas usadas que actualmente se establecen como umbral para el acceso a las ayudas a la compra, ya que, especialmente en las grandes ciudades, vienen siendo inferiores a los precios reales, lo que ha dado lugar a una concesión muy baja de ayudas.

Asimismo, la titular de Vivienda anunció una reducción de dos a un año, desde el momento de construcción de un inmueble, del tiempo que ha de transcurrir para que una vivienda sea considerada usada, de forma que entre antes dentro de la bolsa de viviendas que pueden comprarse recibiendo una subvención.

Al mismo tiempo, confió en que los promotores ajusten los precios de estos inmuebles a los máximos que limitan el acceso a las ayudas a la compra, permitiendo así la transacción de muchas viviendas que actualmente se encuentran en el stock de los promotores.

Chacón explicó que estas modificaciones están orientadas a permitir un mayor acceso de las familias de renta media a las ayudas a la compra, ya que hasta ahora habían quedado "excluidas", dado que los precios reales de las viviendas sobrepasaban los máximos requeridos para la concesión de las ayudas.

Por ello, especificó que sólo el 0,32% de las ayudas para la compra de viviendas usadas se han localizado hasta la fecha en ciudades de más de un millón de habitantes, y sólo el 6,16% en poblaciones de entre 500.000 habitantes y un millón, donde los precios suelen ser más elevados. Concretamente, sólo 3 de cada 1.000 ayudas se destinaron a familias de ciudades de Madrid y Barcelona.

Las ayudas mencionadas consisten en una dotación de entre 4.000 y 12.000 euros para financiar la entrada, además de un préstamo con tipos de interés más bajos que los del mercado (actualmente en el 4,37%), y una ayuda mensual en casos con rentas especialmente necesitadas.

SUBIDAS DEL ALQUILER POR ENCIMA DEL IPC.

Por otro lado, Chacón precisó durante su visita a la localidad catalana que la ley ampara a todos aquellos inquilinos que detecten un incremento de las rentas de alquiler por encima del IPC.

En este sentido, como ya hizo el día de entrada en vigor de la renta básica de emancipación, instó a los jóvenes que reciban estas ayudas a acudir a los servicios jurídicos en el caso de que detecten un aumento de este tipo en sus alquileres.