5 de diciembre de 2020
30 de septiembre de 2006

Suspenden la nueva conexión marítima entre Génova, Barcelona y Tánger por problemas con el gobierno de Marruecos

BARCELONA, 30 sep. (EUROPA PRESS)

La sociedad naviera Grandi Navi Veloci (GNV) del Grupo Grimaldi anunció hoy que la línea Génova-Barcelona-Tánger que debía empezar a operar hoy no se pondrá en marcha por problemas burocráticos con el gobierno de Marruecos.

Según el presidente de GNV, Aldo Grimaldi, la compañía espera la autorización de las autoridades marroquíes que "quieren defender su tráfico de un modo que atenta contra los acuerdos que existen con Italia" para poder operar. La nueva ruta, que debía ser un elemento clave de la operación paso del estrecho, quedará pospuesta al menos 15 días, según Grimaldi.

El presidente de la compañía estuvo presente en la inauguración de la Escuela Europea de Shortsea Shipping que realizará esta semana su viaje inaugural a Génova.